Cuarentena represiva

Represión en Formosa: confinamiento, palazos y balas de goma

El gobierno de Gildo Insfrán, que había escandalizado al país por transformar en cárceles los centros de confinamiento, decretó ayer la vuelta a Fase 1. Grupos de personas se movilizaron en contra y el gobierno respondió con una represión violenta.

Redaccion
Redacción de IzquierdaWeb.


Represión en Formosa

El decreto de regreso a la fase más estricta de cuarentena se debió a la aparición abrupta en la provincia de 17 casos en 24hs. Pero el hartazgo de buena parte de la población, entre ella los dueños de negocios pequeños y medianos pero también de los grandes, hizo imposible que se cumple efectivamente.

Las movilizaciones comenzaron en la noche de ayer en la Plaza San Martín y el centro de la capital provincial. Las cosas se fueron poniendo más y más tensas a lo largo de las horas hasta que el gobierno decidió responder con la violencia policial.

Los protagonistas de las movilizaciones son menos quienes se opusieron a la cuarentena desde un primer momento y más los dueños de pequeños negocios ahogados por la crisis económica, que para muchos se ha vuelto desesperante. De todas maneras hubo personas negacionistas de la pandemia, pero el tono de la movilización lo daban los comerciantes.

El gobierno provincial tiene serios problemas para implementar la cuarentena (aunque sea necesaria eventualmente) por su gestión completamente retrógrada de la pandemia: su uso represivo de los confinamientos, su nula inversión en salud e infraestructura, el escándalo de las «cárceles» para infestados, etc.

De acuerdo con las nuevas restricciones dispuestas por Insfrán, quedan suspendidas todas las actividades que habían sido flexibilizadas y los trabajadores esenciales deberán vovler a tramitar sus permisos de circulación.

La violencia comenzó cuando la policía decidió intentar desalojar la Plaza San Martín, en la que ya se habían apostado los movilizados desde hacía más de 12 horas.

“Están tirando con perdigones, no con balas de goma” denunciaban las víctimas de la represión en medio de los gases lacrimógenos.

Print Friendly, PDF & Email

Colaborá con la izquierda


Nuestra actividad se mantiene con el aporte solidario de los trabajadores, las mujeres y la juventud.

Suscribite para que podamos seguirte brindando la mejor información y análisis.

Me quiero suscribir




Recomendadas

Internacional

Lectura recomendada

La abnegación no es una palabra menor en la vida de los revolucionarios, y en esto el Che Guevara fue un ejemplo. Su impulso revolucionario lo llevó a dejar la comodidad de las oficinas del Banco Central de Cuba, del cual era presidente, para internarse en el monte nuevamente y luchar hasta su muerte. El imperialismo y la burguesía, después de matarlo, han buscado mercantilizarlo y ubicarlo como fetiche de vidriera. Por nuestra parte, creemos que debemos partir de su reivindicación como revolucionario y de una evaluación objetiva pero tambié...

Trabajadores

Las Rojas

Últimas noticias

DEJAR UN COMENTARIO

Ingresar comentario
Ingrese su nombre