Paro total en Bridgstone: los trabajadores rechazan despidos arbitrarios

La intención declarada de las empresas es redoblar la explotación de los trabajadores. Los despidos en Bridgestone y el de Facundo Díaz en Neumáticos de Avanzada son para imponer ese objetivo.

0
263

La intención declarada de las empresas es redoblar la explotación de los trabajadores. Hace mucho que lo vienen diciendo abiertamente. Aumentar los ritmos y objetivos de producción, reducir salarios en términos reales, aumentar sus ganancias a costa de las espaldas de los obreros, ese es su plan.

El conflicto de este año, resonante por la masiva resistencia de las bases obreras, se debió a eso. Los empresarios se negaban a ceder nada en salario ni en las horas al 200% para sacarse de encima la historia de lucha que tiene el gremio y la organización del sindicato independiente que es el SUTNA.

La contraofensiva empresaria comenzó al día siguiente mismo del triunfo de los trabajadores meses atrás. El antecedente inmediato fue el despido de Facundo Díaz de Neumáticos de Avanzada en Córdoba. Ahora vienen las provocaciones de Bridgstone y los despidos arbitrarios.

Cada una de las peleas es una misma pelea. Porque la voluntad de las empresas es la misma en todos lados: quebrar a los trabajadores y su organización, asegurarse que acepten sin chistar condiciones de explotación más y más duras.

Sumate a la discusión dejando un comentario:

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí