Contra la miseria salarial

Parazo de las y los trabajadores de la sanidad privada

Los trabajadores de la sanidad privada realizaron un contundente paro por recomposición salarial y condiciones de trabajo. Rechazan la superexplotación laboral durante la pandemia.



Los trabajadores de Sanidad venimos padeciendo durante el 2020 no sólo la miseria salarial que se arrastra de años anteriores sino también el aumento de los ritmos de trabajo como producto de la pandemia de coronavirus. Como correctamente dicen muchos, nunca trabajamos tanto y cobramos tan poco. La canasta básica, según el INDEC, ronda los $58.000, cifra rara vez alcanzada por quienes trabajamos en la salud privada. Además, durante todo el 2020 enfrentamos la pandemia con ritmos de trabajo extremos, sin los descansos necesarios, haciendo frente a la falta de personal con nuestros cuerpos, teniendo que enfrentar todo el tiempo a las patronales que retaceaban insumos sanitarios y exponían al personal para bajar gastos.

El atraso salarial es enorme. Sin embargo, las patronales se niegan a cumplir las cláusulas de revisión de las escalas salariales firmadas en la paritaria 2020. La bronca por abajo obligó a la burocracia de FATSA a largar el paro, que tuvo un gran acatamiento, incluso pese al poco esfuerzo del sindicato para garantizar las asambleas y medidas de lucha. De hecho, las asambleas son llamadas como “asambleas informativas”, para que no se exprese la voz de las y los trabajadores de Sanidad.

Muchos compañeros no van a las asambleas (si es que se hacen) no porque no ven la necesidad de luchar, sino porque han sido testigos de las entregadas año a año del sindicato, y su total ausencia frente a las extenuantes jornadas laborales, a las constantes presiones de las patronales. Y las medidas de lucha el día del paro en muchos casos también fueron garantizadas por los mismos trabajadores. Nos dejan solos hasta en las medidas de lucha llamadas por ellos mismos.

Mirá también:  Los trabajadores de la salud en pie de lucha

En medio del paro el Ministerio de Trabajo dictó una conciliación obligatoria, acatada por el sindicato dirigido por Héctor Daer. Aquí tenemos que ser claros: esta medida del gobierno no busca mediar entre las partes, es una clara medida contra la lucha de las y los trabajadores, frente al incumplimiento de la patronal de la cláusula de revisión firmada por ellos mismos. No hay un conflicto entre partes: ¡hay un incumplimiento unilateral de lo pactado en las paritarias 2020! Además el gobierno con esta conciliación acatada por el sindicato que suspende toda medida de lucha por 15 días busca enfriar el legítimo reclamo, encima en los momentos en que recrudece la pandemia en la segunda ola, con lo que la presión en nuestros trabajos aumenta tanto como el aumento de casos de Covid. En conclusión, las patronales quieren seguir haciendo negocios con la salud y superexplotándonos y el gobierno le cede a las patronales y manda a la primera línea a enfrentar la pandemia en condiciones paupérrimas.

Porque las distintas patronales nucleadas en la Federación Argentina de Prestadores de Salud (FAPS) se victimizan alegando aumento de costos y pocas ganancias producto de que la pandemia no les resulta “rentable”. Quienes trabajamos en salud privada vemos día a día cómo facturan los privados haciendo grandes negocios con la salud, cómo aumentan nuestras tareas y nos pagan cada vez menos desde antes de la pandemia. Pero en medio de semejante situación que pone en riesgo la salud de toda la población es una obscenidad poner por delante el lucro egoísta e inhumano. ¡La salud no puede ser un negocio!

Mirá también:  Docentes Córdoba - La Celeste quiere menos delegados para controlar mejor

Para conseguir nuestros reclamos no podemos depositar un gramo de confianza en Daer y sus secuaces, no está en su cabeza realmente luchar contra la patronal, siempre transan por atrás con ellos. Llama la atención que ahora se escuche por TV a super empresarios como Belocopitt de Swiss Medical decir ¡que cobramos poco! A no engañarse con esta repentina bondad, les reconviene que haya un poco de conflicto, así presionan al gobierno para que los dejen aumentar las prepagas y les paguen las del PAMI y IOMA.

Ante esta situación desde la Corriente Sindical 18 de Diciembre proponemos:

Asambleas libres y democráticas en todos los lugares de trabajo

Print Friendly, PDF & Email

Colaborá con la izquierda


Nuestra actividad se mantiene con el aporte solidario de los trabajadores, las mujeres y la juventud.

Suscribite para que podamos seguirte brindando la mejor información y análisis.

Me quiero suscribir




Recomendadas

Internacional

Lectura recomendada

Llegamos al final de esta hermenéutica del Prefacio de la Fenomenología del Espíritu, al que, recordamos, Marcuse había calificado como una de las más grandes realizaciones filosóficas de todos los tiempos. Como veníamos haciendo respetamos el propio ordenamiento del texto El recorrido (“la odisea”) fue ardua y por momentos escabrosa. No olvidemos que el “fin” propuesto: elevar a la filosofía como ciencia, implicaba ir desmenuzando e incorporando otros intentos para ese objetivo y requería de “medios” en donde el  esfuerzo para penetrar en e...

Trabajadores

Las Rojas

Últimas noticias

DEJAR UN COMENTARIO

Ingresar comentario
Ingrese su nombre