Manuela Castañeira: “El capitalismo es no tener futuro. Vamos a pelear para mostrar que hay una salida”

La precandidata presidencial en la Convención Nacional del Nuevo MAS.

1
263
Programa anticapitalista de emergencia de la Convención Nacional del Nuevo MAS

Es un orgullo compartir esta jornada con ustedes, estoy viendo las caras amigas de las luchas del año, los compañeros de Ema, de Clarín, tantos activistas. En un momento donde hay tanto ninguneo hacia los trabajadores y trabajadoras, donde hay tanto menosprecio, donde se les atribuyen todos los logros de la humanidad a los empresarios, hay que recordar lo más necesario: que somos las trabajadoras y trabajadores los que movemos el mundo.

También es una enorme alegría haber escuchado recién a Emi y a Bel, que vienen de hacer un pedacito de historia. En este siglo XXI que viene tan convulsionado, que nos recuerda que no se acabó la historia, que las cosas se mueven, que la explotación no es eterna y no es lo único, vienen las nuevas generaciones a dar su voz contra la esclavitud laboral, contra el ultracapitalismo, y a recoger esa idea esencial tan profunda: somos trabajadores, somos trabajadoras. Porque hay que enfrentar la negación hasta de esa identidad elemental, tan necesaria para mirarnos como clase, y ser parte de esta experiencia, que además recoge lo más lindo, el internacionalismo, combatiendo esa división artificial de las fronteras para comprender que somos parte de la misma clase y del mismo mundo.

Quería referirme a algunos debates que hubo en nuestro país en las últimas semanas. Estamos atravesando una situación de mucha crisis, una crisis histórica. Hay compañeros acá que han atravesados otras de estas crisis, en el 89, en el 2001, y estamos con esos índices y en una situación similar. Y lo único que viene del otro lado es calcular cuánto más ajuste se puede aguantar, cuánto más dolor puede aguantar la clase trabajadora.

Tenemos que salir a contrapesar ese discurso, con alternativas en defensa de los derechos de las trabajadoras y trabajadores; y eso tenemos que hacerlo tanto en este año electoral como el año que viene en las luchas que se vengan. Porque la salida de esta crisis se va a dirimir en las elecciones y también en las calles, y hay que prepararse para todos los terrenos.

También quiero mencionar que en este Primero de Mayo estamos en medio de una corrida, y están haciendo paro los empresarios y los sectores concentrados de la economía, pero la CGT, ¿qué hace? Lo que se necesita y que hace muchos años no se ve en nuestro país, son jornadas de movilizaciones nacionales y es un paro general.

El ministro de Economía Massa salió con una propuesta de congelamiento de precios y salarios. Pero los precios no están congelados, las cadenas de supermercados ya están remarcando; lo que está proponiendo Massa es atacar las paritarias, que están por detrás de la inflación pero son mecanismos para pelear. Las únicas propuestas que se escuchan por parte del gobierno son de más ajuste, por eso nos parece fundamental proponer medidas en defensa del salario y contra la precarización laboral en el contexto de tanta crisis.

Por último, quería referirme a algo que también mencionó esta semana la vicepresidenta en un acto, donde dijo que en este momento el debate no es capitalismo sí o capitalismo no. Yo me pregunto cuál es el debate entonces, de dónde viene el problema, por qué estamos como estamos. A nivel mundial es evidente que hay un problema del orden del sistema, con guerras, pandemia, movilizaciones por la ecología, aumentan los súper ricos y crece la pobreza. Si eso no es el capitalismo, ¿entonces qué es?

Y en nuestro país, donde ha habido todas las variantes de gobierno, desde golpes de Estado a gobiernos progresistas, todos versiones distintas del capitalismo, nos han empujado a esta crisis actual y han hipotecado al país y a las futuras generaciones con el FMI. Si esto no es el sistema, ¿qué es?

Encima aparecen otras versiones que defienden el ultracapitalismo, como Milei y compañía, que también están en Brasil y en EE.UU. con el trumpismo, que dicen que la única manera es volver a la esclavitud.

Creo que es la manera de contestar a algo que se siente, que por ahí todavía no tiene palabras, que todavía no puede formular un programa, pero siente la basura del sistema, la condena que siente esta nueva generación de trabajadores, de estudiantes, de las mayorías sociales, que sienten el agobio de no tener futuro. Eso es el capitalismo, y nosotros vamos a pelear para mostrar que hay una salida posible, una alternativa; contrarrestar los discursos de odio con la posibilidad del cambio, una alternativa anticapitalista, y aprovechamos esta tribuna del Primero de Mayo para decirlo fuerte y claro. Salgamos a defender los derechos de los trabajadores y trabajadoras, por un Primero de Mayo obrero y socialista.

 

1 COMENTARIO

Sumate a la discusión dejando un comentario:

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí