Hablando de la libertad

La Renga rechazó el uso de su música en el acto de Javier Milei

La Renga tiene una larga trayectoria de apoyo a las luchas populares. Con todo derecho, rechazaron el uso reaccionario de su arte en manos de Milei.

Redaccion
Redacción de IzquierdaWeb.


chizzo la renga

El domingo pasado en su acto de cierre de campaña Javier Milei cantó, como parte de su discurso, un fragmento de la canción Panic Show, de La Renga. Enseguida el video del momento generó amplia repercusión en las redes, debido a la contradicción entre la ideología ultra-liberal y reaccionaria de Milei y la filiación política de la banda y su público, más cercana a las ideas de la izquierda.

Pero el tema terminó de estallar cuando los propios artistas manifestaron su rechazo a la utilización de su música por parte de Milei: «Quien quiera es libre de escuchar, cantar, bailar y poguear canciones de La Renga, lo que está mal, legal y moralmente, es tomarse la libertad de usar esas canciones para una campaña política y beneficio propio, un seguidor de nuestra banda jamás haría eso.»

El breve mensaje de la banda continúa: «Entre nosotros existen lazos y sentimientos, no queremos tener un disfrazado de amigo hablando de la libertad». El último pasaje hace referencia a uno de sus mayores clásicos y de las canciones más significativas para los seguidores de la banda, llamada justamente Hablando de la libertad, al mismo tiempo que ironiza sobre el discurso de Milei repetidamente centrado en la supuesta defensa de la «libertad».

Rock de los de abajo

Las carácterísticas ideológicas y artísticas de una banda como La Renga no pueden estar más alejadas del liberalismo fascistoide pro-empresarial que encarna Milei. Siendo los principales referentes del «rock barrial», su surgimiento y auge provino desde los barrios populares de Capital y el Conurbano bonaerense.

Durante su trayectoria, en numerosas ocasiones han manifestado su apoyo a las causas populares. Ya en 1994 participan de un festival antirrepresivo organizado por la CORREPI. En 1997 participan del Festival por los 20 años de la fundación de las Madres de Plaza de Mayo. Un año después, se acercan a manifestar su solidaridad a la histórica «carpa blanca», referencia de la lucha docente bajo el menemismo.

Mirá también:  Milei y Espert: los responsables de la crisis del 2001 con nuevas caras

Con el crecimiento de la movilización popular luego de la crisis del 2001 la banda también participó de recitales en apoyo. En 2002 tocaron en un festival en Plaza de Mayo organizado por el Bloque Piquetero Nacional, y al año siguiente tocan en el obelisco en un acto en repudio a la guerra y la invasión imperialista de Irak.

Ataques «libertarios»: derechos de autor y propiedad privada

Enseguida de publicar el comunicado y como es usual, una horda de trolls libertarios atacaron al grupo a través de las redes.

También se sumaron algunos referentes de la derecha filo-fascista de nuestro país, como Agustín Laje, que los quiso «chicanear» con haber tocado en un acto del kirchnerismo en el 2013. Lo que se le olvidó recordar a Laje es que era un acto en conmemoración por los 30 años desde el regreso de la democracia. Es entendible que a un fascista como Laje no le parezca una fecha que merezca ser celebrada.

Pero quisiéramos aprovechar la oportunidad para responder a un esbozo de «crítica» que le hacen los libertarios a la banda. Algunos dicen que es contradictorio que una banda de «zurdos» (sic) defiendan la propiedad privada de su música. En realidad, la contradicción es la inversa: ¡los férreos defensores de la propiedad privada utilizan creación de otros sin su permiso! Sus quejas deberían ser redirigidas hacia el propio Milei, que se «apropió» de algo que no le pertenece.

Pero más allá de esto, lo notable es que los mayores defensores de la propiedad están en contra del Derecho de Autor: esa fue precisamente una de las justificaciones de Milei cuando se reveló que plagiaba a autores de la escuela austríaca de economía.

Mirá también:  La mentira “libertaria”, Milei y el cobro del subsidio estatal ATP

¿Cómo se explica esto? ¿No es contradictorio con su defensa cerrada de la propiedad privada? En realidad, el derecho de autor y la propiedad privada capitalista no son la misma cosa.

Para decirlo brevemente, el derecho de autor y el derecho de propiedad intelectual surgen históricamente de la mano de la sociedad capitalista. En la medida en que en el capitalismo todo es susceptible de ser mercancía, el arte también tiende a mercantilizarse y se vuelve un objeto de compra y venta.

Sin embargo, con el desarrollo del capitalismo se desarrolló toda una industria cultural: los productos artísticos quedan subsumidos a la lógica de la propiedad capitalista, es decir, de la ganancia privada. Los grandes ganadores de la industria musical no son los músicos, sino las discográficas. En el cine, las productoras; en la literatura, las editoriales, etcétera.

Cuando los «libertarios» defienden la «propiedad privada» están protegiendo el derecho de los empresarios a usar, disponer y vivir del trabajo de otros. No es contradictorio entonces que quieran apropiarse a su antojo de la creatividad ajena. Mientras que los artistas que no significan ganancias para los ricos (de las editoriales, de las discográficas, etc.) son para ellos «inútiles», creen estar en el derecho de hacer uso de las obras de otros como hacen los empresarios.

Su «defensa de la propiedad privada» es el derecho de unos pocos a explotar el trabajo ajeno, nunca y en ningún lado el de disponer de la propia obra fruto del propio trabajo. En este caso, ni siquiera se trata de alguna exigencia de dinero por parte de La Renga: simplemente rechazaron un uso reaccionario de sus canciones. Y es eso, la defensa de la creatividad y el arte más allá de que estén a disposición de las ganancias de unos pocos, lo que les resulta inentendible, inaceptable, a los «libertarios».

Print Friendly, PDF & Email

Colaborá con la izquierda


Nuestra actividad se mantiene con el aporte solidario de los trabajadores, las mujeres y la juventud.

Suscribite para que podamos seguirte brindando la mejor información y análisis.

Me quiero suscribir




Recomendadas

Internacional

Lectura recomendada

el capital

El Capital de Marx

El presente artículo es una de las reseñas de Engels del I tomo de «El Capital» con el fin de divulgar las tesis esenciales del libro. Fue originalmente publicado en  «Demokratisches Wochenblatt» («Hebdomadario democrático») , un periódico obrero alemán que se publicó de enero de 1868 a septiembre de 1869, bajo la dirección de Wilhelm Liebknecht. Desempeñó un papel considerable en la creación del Partido Socialdemócrata Obrero de Alemania. Publicamos aquí la primera parte.   Desde que hay en el mundo capitalistas y obreros, no se ha ...

Trabajadores

Las Rojas

Últimas noticias

DEJAR UN COMENTARIO

Ingresar comentario
Ingrese su nombre