La corrupción en el fútbol involucra también la reprivatización de la televisación del fútbol y al macrismo



El testimonio de Alejandro Burzaco por el FIFAGATE en Estados Unidos

El gobierno de Macri a través de Graciela Ocaña, la Justicia argentina por intermedio del fiscal Pollicita y los grandes medios de comunicación se centraron en la denuncia contra el Fútbol para Todos a la hora de jerarquizar los testimonios que brindó durante cuatro jornadas el ex CEO de Torneos y Competencias Alejandro Burzaco, en Estados Unidos en el marco del FIFAGATE, por el cual es un “testigo protegido”, luego de que se reconociese culpable de pagar coimas millonarias y prestarse a colaborar con los tribunales yankees.
La muerte bajo las vías del Roca de Jorge Delhon, uno de los dos funcionarios del Fútbol Para Todos acusados de recibir sobornos junto a Pablo Paladino, potenció ese ángulo. El CEO denunció que las coimas fueron para que no le saquen a su empresa la transmisión de la B Nacional cuando el negocio se potenció el año que bajó River de categoría.
Sin embargo, Burzaco también involucró a Fox Sports como una de las empresas que pagaban coimas millonarias a dirigentes. Es decir, a una de las dos empresas junto a Turner, que se quedaron con el negocio de reprivatizar las transmisiones del fútbol local. Ahora los partidos ya no sólo no se transmiten por TV abierta sino que al abono básico de cable hay que agregarle 300 pesos extra para acceder.
De hecho, el reciente River-Boca y otros clásicos encontraron a mucha gente con la ñata contra el vidrio de los bares. En realidad, Fox Sports hace años está asociada a Torneos y Competencias, ya que el desembarco de la cadena estadounidense en el fútbol local y sudamericano fue con un acuerdo con la empresa de Alejandro Burzaco, que hace al menos una década produce cada programa del pulpo yankee para este país y la región. De hecho, los estudios de Fox están en la esquina de Balcarce y Venezuela, en el edificio de Torneos y Competencias.
El otro dato de las declaraciones de Alejandro Burzaco perdido, es que admitió que comparte cuentas bancarias millonarias en dólares  con su hermano, Eugenio, número dos del Ministerio de Seguridad de Patricia Bullrich. Una de ellas en el banco estadounidense Merrill Lynch. Es decir, los paladines de la anticorrupción se llenan los bolsillos con las coimas del fútbol de la mano de su pariente CEO.
Previamente, se había publicado que Eugenio Burzaco había pagado 3 millones de dólares de los 20 de la fianza que tuvo que poner su hermano para poder ser excarcelado en Estados Unidos durante los distintos juicios del FIFAGATE, incluido el que le van a hacer a su turno al propio Alejandro.
No van a ser los dirigentes del fútbol, los que junto al macrismo reprivatizaron la televisación de los partidos, los que denuncien que los mismos corruptos que están en el banquillo en Estados Unidos, son los que se vuelven a enriquecer por estos pagos con el fin del Fútbol Para Todos. “Chiqui” Tapia, yerno de Hugo Moyano, llegó a presidente de la AFA, por un acuerdo con el macrista Daniel Angelici. Antes, había llegado a vicepresidente del CEAMSE por una negociación de los mismos actores.
Son los hinchas, quienes pueden poner fin a estos negociados al calor de exigir el derecho a ver fútbol gratis por TV.
Pero como la sed de ganancias no se limita al fútbol, el macrismo presentó un proyecto para sacar el 1% de impuesto a la telefonía móvil con el que se financia el ENARD, el organismo que otorga becas a los deportistas de alto rendimiento para que puedan competir en el máximo nivel internacional.
El fútbol y el deporte tampoco están a salvo de la avanzada de los CEOs.

Print Friendly, PDF & Email

Colaborá con la izquierda


Nuestra actividad se mantiene con el aporte solidario de los trabajadores, las mujeres y la juventud.

Suscribite para que podamos seguirte brindando la mejor información y análisis.

Me quiero suscribir




Recomendadas

Internacional

Lectura recomendada

“La cháchara acerca de la necesidad de demostrar la noción de valor se basa únicamente en la ignorancia más crasa, tanto del tema en cuestión como del método científico. Cada niño sabe que cualquier nación moriría de hambre, y no digo en un año, sino en unas semanas, si dejara de trabajar. Del mismo modo, todo el mundo conoce que las masas de productos correspondientes a diferentes masas de necesidades, exigen masas diferentes y cuantitativamente determinadas de la totalidad del trabajo social. Es self evident que esta necesidad de la distrib...

Trabajadores

Las Rojas

Últimas noticias