Publicado en noviembre 2021 en el sitio L’Anticapitaliste. Traducido del francés por Luz Licht. Foto: Jean Rossignol. Marc Bourhis y Pierre Guéguin en el campo de Choisel en 1941.

El 22 de octubre de 1941 eran las 15:50, 16 horas y 16:10 y ustedes caían bajo las balas de los barbaros nazis. De esto hace 80 años. El 20 de octubre de 1941 el FeldKomandant Karl Holtz era abatido por tres miembros de la resistencia comunistas y, como represalia, el ocupante hizo fusilar a cuarenta y ocho prisioneros entre los cuales había 27 del campo de Choisel, de Châteaubriant.

Ustedes fueron elegidos porque eran trabajadores, sindicalistas o comunistas o a menudo las tres cosas al mismo tiempo. El más joven, Guy Moquet, tenía 17 años.

80 años están demasiado lejos y si nos descuidamos el tiempo borrará su recuerdo. La bestia fascista, hasta el momento contenido en los márgenes, resurge cada vez más con mayor fuerza. «El vientre de donde ha salido la bestia inmunda es aún fecundo» decía Bertolt Brecht. En todas partes del mundo el fascismo muestra sus colmillos de nuevo.

Entre los veintisiete fusilados había dos camaradas de la Cuarta Internacional, Pierre Guéguin et Marc Bourhis. Pierre Guéguin era el mayor. No eran de la misma generación, Pierre Guéguin nacido en 1896, había sido enviado a la Primera Guerra Mundial desde 1916 y luego había sido designado luego como profesor. Él se unió al Partido Comunista desde 1901, militó sindicalmente en la Federación unitaria de la educación, entonces ligada a la CGT-U y fue entonces cuando conoció y comenzó a frecuentar a Marc Bourhis, quien era simplemente el hijo de sus vecinos.

Pierre Guéguin convenció a Marc de unirse al Partido Comunista en 1930. Pero, en desacuerdo con la evolución política de la Unión Soviética y con el curso seguido por el PC, Marc Bourhis dejo ese partido en 1933, el año en que Hitler tomó el poder, él se suscribe al periódico trotskista La Verité (La Verdad) y deviene militante del Partido Obrero Internacionalista desde 1936. En 1940 es dado de baja y retoma contacto con Pierre Guéguin, quien había permanecido en el Partido Comunista, pero, rompió públicamente a partir de la firma del pacto germano-soviético en agosto del 39.

Mirá también:  Francia: Importante movilización contra la política del gobierno

Dos militantes internacionalistas

Pierre Guéguin era un cuadro reconocido del Partido Comunista local, había sido candidato en diferentes elecciones, fue alcalde de Concarneau, fue consejero general. Desde los años 30, él fue muy crítico respecto al rumbo del PC, pero era tolerado a su interior por el hecho de su popularidad. Desde 1933, alertó sobre el avance del fascismo e hizo referencia a Trotsky en uno de sus escritos. Él también firmó junto a muchos de sus camaradas del Finistère una carta demandando la reintegración de los camaradas de la Oposición de Izquierda excluidos del Partido Comunista.

Pierre y Marc eran muy cercanos y, cuando Marc fue dado de baja, ellos improvisaron un meeting en un café de las cercanías del puente de Trévignon donde dieron a conocer públicamente sus opiniones y su satisfacción de ver a la URSS en el campo de los Aliados. Pero, a raíz de una denuncia, fueron arrestados por la gendarmería por agitadores y confinados al campo de Choisel en Châteaubriant junto con otros 25 camaradas comunistas. Pero en ese campo el ambiente no era necesariamente muy agradable puesto que el «trotskista Bourhis» y el «renegado Guéguin» fueron calumniados y puestos en aislamiento.

Ellos fueron puestos en prisión y cayeron bajo las balas nazis la tarde del 22 de octubre en una cantera en Châteaubriant.

Frente a los estalinistas

Marc Bourhis era militante de la Cuarta Internacional, un militante trotskista. En 1945 su familia hizo grabar sobre su tumba «militante del Partido Comunista Internacionalista». La compañera de Pierre Guéguin cuenta que él dejo una carta diciendo que, puesto que sería siempre comunista, estaba muy lejos de las negaciones y de la política errática del Partido Comunista, por lo que adhería a la Cuarta Internacional. En 1945, la viuda de Pierre Guéguin participó de un meeting con Yvan Crépeau, militante de la Cuarta Internacional. Durante muchos años, el Partido Comunista local mantuvo al margen de sus homenajes a Guéguin et Bourhis antes de anexarlos y de recuperarlos pretendiendo que ellos fueron parte de los veintisiete comunistas estalinistas fusilados. Podemos rastrear el curso sectario del Partido Comunista y los daños que ha causado en innumerables ocasiones notablemente en la Guerra Civil Española, allí se ve también la política sectaria de un Partido Comunista que no ve más allá de los intereses de su propio aparato.

Mirá también:  Condenamos los atentados reaccionarios de Niza

El internacionalismo es, a nuestro modo de ver, la única respuesta que hará retroceder y derrotar al fascismo.

En ocasión de este aniversario, los camaradas de la IV Internacional de la región editaron un breve escrito para recordar la historia de Bourhis y Guéguin que, fue aceptado en el marco de la conmemoración. Luego de todo este tiempo, hay un reconocimiento, para ello, las familias, las viudas, debieron luchar por refirmar las convicciones de Marc y Pierre.

Print Friendly, PDF & Email

Colaborá con la izquierda


Nuestra actividad se mantiene con el aporte solidario de los trabajadores, las mujeres y la juventud.

Suscribite para que podamos seguirte brindando la mejor información y análisis.

Me quiero suscribir




Recomendadas

Internacional

Lectura recomendada

Este artículo se escribe estimulado luego de la lectura de la novela-ensayo “La sombra de Heidegger”, del recientemente fallecido pensador argentino José Pablo Feinmann. En ella, fundamentalmente en la primera parte (carta del padre), se aborda la relación entre la filosofía de Heidegger y el nazismo a la manera de una relación de causa-consecuencia. Este enfoque, que también sostienen otros autores como Rockmore, Nicolás González Varela, y Emanuel Faye, permite una comprensión más cabal de su filosofía y posibilita, según creo, una crítica mej...

Trabajadores

Las Rojas

Últimas noticias

DEJAR UN COMENTARIO

Ingresar comentario
Ingrese su nombre