Elecciones UBA: el rectorado impone de manera antidemocrática la votación al comienzo de clases

A través de una resolución del Rector Barbieri, el último jueves las autoridades de la UBA decidieron la convocatoria a las elecciones estudiantiles que venían siendo postergadas en los últimos dos años por la pandemia.

La fecha, fijada antidemocráticamente, de espaldas al movimiento estudiantil, es la semana del 4 al 9 de Abril. Se trata de una maniobra escandalosa que busca cercenar todo debate democrático con el fin de mantener un orden conservador entre las representaciones estudiantiles, favoreciendo a las agrupaciones ligadas a las gestiones.

Imposición antidemocrática

Luego de dos años de pandemia, con las universidades cerradas, un profundo abandono educativo, recorte presupuestario y mandatos vencidos en los centros de estudiantes y representaciones ante los consejos, se esperaba la convocatoria a elecciones en las 13 facultades. De acuerdo a las últimas votaciones en el consejo superior, las mismas deberían realizarse antes de junio, para luego elegir decanos y realizar la asamblea universitaria donde se eligirá (de forma antidemocrática) el nuevo Rector el 8 de julio.

Sin embargo, la resolución de Barbieri significó un importante adelantamiento en las fechas, al servicio de sus organizaciones afines como la Franja Morada/Nuevo Espacio y la UES (Y también las fuerzas K como La Cámpora o La Mella, aliadas a las gestiones de algunas facultades). El escándalo es tal que en varias facultades se va a votar en tan solo la segunda semana de clases (cuando 2 generaciones enteras de estudiantes ni siquiera conocen los edificios de sus facultades), o hasta casos como Filosofía y Letras donde se presentarán las listas antes de que se haya empezado a cursar.

El cinismo de las autoridades es extremo, ya que mientras argumentan en la resolución que “dentro de los valores de la Universidad se encuentra la participación democrática que genera una conciencia y responsabilidad cívica que afianza la institución democrática del cogobierno”, establecen una fecha que está armada claramente con un objetivo: despolitizar la elección, reducir los debates e instalar confusión, al servicio de los aparatos de las agrupaciones vinculadas a las gestiones. Ni hablar si quieren volver a imponer una veda en algunas facultades (como han hecho en años anteriores, por ejemplo en Medicina), lo que sería el colmo de dificultar al extremo la participación democrática y debate que se desarrolla en el proceso electoral.

Por listas comunes de las organizaciones del encuentro de Parque Lezama

Las elecciones que se desarrollarán la semana del 4 de abril se dan en un contexto marcado por el acuerdo con el FMI que quiere imponer el Gobierno nacional de Alberto Fernández y que también respalda Juntos por el Cambio. Un acuerdo que trae como consecuencia un inmenso ajuste en toda la línea, para juntar dolar por dolar para pagarle la estafa al Fondo. En ese sentido, el tremendo abandono educativo que venimos sufriendo y los importantes recortes presupuestarios a la educación y en particular a la Universidad, no van más que a profundizarse. Lo que está en juego en estas elecciones es si las representaciones estudiantiles en los Centros de Estudiantes y consejos van a ser una herramienta de lucha contra el ajuste o si van a colaborar con que pase.

De ahí que el rectorado y los decanos quieren vaciar de discusión estas elecciones, de la misma manera que el gobierno nacional quiere un tratamiento express en el Congreso del acuerdo con el FMI. Son medidas que buscan sostener un orden conservador entre los centros de estudiantes y representantes estudiantiles en los consejos, que no se debata, que los estudiantes no se organicen, nadie se entere y el ajuste y los recortes pasen sin resistencia.

Es por eso que se vuelve fundamental dar una respuesta contundente a todas estas maniobras, para poner en pie al movimiento estudiantil y organizarse contra el acuerdo con el FMI y en defensa de todos nuestros derechos, por la educación pública, contra la destrucción del planeta, y contra la violencia hacia las mujeres y personas LGBTTI. En esa pelea hemos confluido a nivel nacional una gran cantidad de organizaciones en los encuentros de Parque Lezama, donde organizamos dos importantes marchas contra el acuerdo con el FMI y preparamos una movilización masiva para el día que se trate en el Congreso. Desde el ¡Ya Basta! – Nuevo MAS consideramos que este es el camino que debemos seguir, para conquistar Centros y Consejeros independientes de las gestiones y el gobierno y que se pongan en pie de lucha contra el acuerdo con el FMI. Llamamos a todas las organizaciones que participan del encuentro de Parque Lezama y rechacen este acuerdo de sometimiento virreinal a conformar listas comunes en las próximas elecciones.

Si llegaste hasta acá es porque valorás que, entre tantos medios que defienden intereses capitalistas, exista un portal de los trabajadores, las mujeres y la juventud.

Izquierda Web se sustenta con el aporte solidario de nuestros lectores. Sumate a nuestra comunidad para que crezca la voz de los de abajo.

Me quiero suscribir

Sumate a la discusión dejando un comentario:

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí