Córdoba: rebelión docente en las calles

La ola de movilizaciones y paros de los docentes del interior del país llegó a Córdoba. La movilización masiva recorrió la capital y las ciudades del interior provincial.

0
460

Por un 50% en blanco y al básico, por la derogación de la 10694, por el 82% móvil sin quita ni diferimiento para las jubilaciones, justicia por Karina, contra el hostigamiento y acoso laboral. Esas fueron las principales consignas que motivaron a los trabajadores de la educación a lanzarse a las calles.

En una jornada histórica, la docencia de Córdoba inundó las calles de la capital y de distintos puntos de la provincia desde la mañana temprano. La jornada tuvo también acciones por escuela o grupos de escuela, carteleadas, semaforeadas, asambleas en las veredas, videos. Se expresó coloridamente la bronca acumulada y los múltiples reclamos pendientes.

El día de lucha culminó con una ruidosa marcha autocovocada que recorrió las calles del centro cordobés con las banderas y pancartas de escuelas de los distintos niveles y de las agrupaciones. Encabezó la consigna «la lucha es una sola» y la pancarta gigante de «Justicia por Karina», que portaban las compañeras de la maestra jardinera que falleció victima de acoso laboral.

En un acto en Patio Olmos se expresaron las distintas agrupaciones que han venido sosteniendo la lucha en la calle y Vicky, la directora del jardín donde por años trabajó Karina Moyano. Les dio voz a las acciones que vienen impulsando las jardineras autoconvocadas por justicia por Karina.

La ola de lucha docente que viene recorriendo el país llegó a Córdoba. Y lo hizo pegando en lo más profundo, sacando a la superficie toda la bronca y el malestar acumulados. No solo por el retraso salarial sino por el terrible abandono que viene sufriendo la educación publica, que se manifiesta en la precarización, la sobrecarga laboral, el profundo deterioro de las condiciones en las escuelas, tanto para trabajadores como para estudiantes.

Desde el paro de CTERA el 17/8 se notó que la bronca se empezaba a traducir en acción. Por el acatamiento y la marcha en la que la oposición organizada desde las escuelas y las agrupaciones sobrepasó a la directiva arrancándole las asambleas escolares para debatir la paritaria. Luego en el reguero de indignación que recorrió  todas las escuelas al conocerse las circunstancias de la muerte de Karina. Esto vino a representar un caso extremo de la situación que se vive en cada escuela. Todo explotó en una nutrida concentración autoconvocada exigiendo justicia y siguió con el rechazo masivo en las asambleas que recorrió toda la provincia. La conducción del sindicato intentó pacificar maniobrando en la asamblea departamental, que votó un cuarto intermedio para enfriar. Ahora, el intento de presentar una oferta de solo un 1% más de aumento salarial resultó ser un baldazo de nafta.

La expresión que se escucha entre el activismo es «es el momento, no tiene que decaer» mientras se organizan con la escuela para montar guardia el viernes en la departamental.

Y es así. El gobierno nacional ya anunció mas recortes en salud y educación para cumplir con el FMI. Y su principal socio para hacer posible el ajuste es la conducción sindical.

Así que es el momento, tenemos que profundizar la organización desde las escuelas para luchar en las calles junto a la comunidad educativa toda. Para derrotar el ajuste y defender nuestro salario, nuestra jubilación, nuestras condiciones de trabajo y el derecho a la educación publica.

Intervención de María Pereyra, de la agrupación docente Carlos Fuentealba, en el acto en Patio Olmos:

Sumate a la discusión dejando un comentario:

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí