En medio de la escalada del dólar, la recesión y el aumento de precios, estalla la primera rebelión provincial contra Milei. Mientras defendemos al SUTNA y los movimientos sociales de los ataques del gobierno, y nos preparamos para movilizar contra la Ley ómnibus cuando se trate en el Senado, hay que exigirle a la CGT un paro general ya en apoyo al pueblo misionero.
Ante el gobierno de Milei y la crisis del peronismo, la izquierda no puede adaptarse a la gobernabilidad que otorgan la CGT y el peronismo.
Milei no se aguanta más. La Marcha universitaria fue política y desafió el plan global de Milei.
No a la Ley Ómnibus bis, el DNU, la ley fiscal, el ajuste económico brutal y el protocolo antiprotesta.
Son 30 mil, fue genocidio. Abajo el protocolo, el DNU y la Ley Ómnibus bis. Por la derrota del ajustazo eocnómico y por un paro activo ya.
En defensa del lenguaje inclusivo. No al DNU. Abajo el protocolo represivo y el ajuste.
Para acabar con el DNU, con el protocolo y enfrentar el plan motosierra, hace falta un paro general activo de 48 horas.
El paro y la movilización del 24 dejaron condicionado al gobierno. Para derrotar el procotolo, el DNU y la Ley Omnibus, hace falta un paro general activo.
Abajo el DNU, el protocolo antipiquetes y la ley ómnibus. No al plan motosierra del gobierno, los empresarios y el FMI.