Universidad de Buenos Aires

¿Qué pasó en la asamblea del CEFyL?

Entre las maniobras del Colectivo y el abandono del FIT-U a dar la pelea, el ¡Ya Basta! se coloca como oposición por izquierda.

¡Ya Basta!

El día de ayer se realizó la primera asamblea del CEFyL desde el inicio de la pandemia. Fueron cinco largos meses en los que el Colectivo mantuvo un centro de estudiantes paralizado. En la asamblea, la conducción maniobró para imponer su posición de sostener al CEFyL en la pasividad frente a la realidad de que cientos de compañeres están siendo excluidos de la universidad pública. El FIT-U, por su parte, jugó un papel lamentable retirándose de la asamblea tras perder una moción que le daba la espalda a los derechos de los estudiantes. Desde el ¡Ya Basta!, sostuvimos la defensa de nuestros derechos, propusimos tender lazos solidarios con las y los trabajadores de la Salud y nos quedamos peleando hasta el final siendo oposición por izquierda a una conducción que trató de ocultar la responsabilidad del Estado frente a la desaparición forzada de Facundo Castro.

¿Qué pasó en la asamblea?

El debate tuvo como puntos centrales el balance de lo que fue el primer cuatrimestre, que acaba de concluir, y el conflicto en torno a la toma de exámenes finales virtuales.

Desde el ¡Ya Basta! planteamos que, ante la pandemia, la educación pública está en peligro. El gobierno de Fernández ha declarado la educación como no esencial al no tomar ninguna medida universal para que les estudiantes podamos mantener nuestra cursada bajo la virtualidad. Así, miles de pibes y pibas en todo el país están siendo excluidos de la educación al no contar con los recursos necesarios. Además, el establecimiento de una virtualidad sin medidas extraordinarias relativas a la cursada y evaluación, también conduce a muchos compañeros y compañeras a la perspectiva de perder un año entero sin aprobar ninguna materia.

Ante esta realidad, desde el ¡Ya Basta! planteamos que bajo la situación excepcional de la pandemia es necesario que se tomen medidas excepcionales para preservar nuestro derecho a la educación. Propusimos exigir computadoras e internet para todos los estudiantes y que la gestión de Filo otorgue la regularidad de todas las materias del primer y segundo cuatrimestre a las que nos hayamos anotado. También nos referimos al debate en torno a los finales virtuales donde defendimos el derecho de los estudiantes de poder aprobar materias y avanzar en nuestra carrera para no perder el año. Es por eso que, ante la resolución de AGD de no tomar finales en agosto, medida que lamentablemente se vuelve contra los estudiantes, propusimos que se apruebe con su nota de cursada a los estudiantes que se habían anotado para rendir.

Mirá también:  FUBA | El PO entrega la federación al kirchnerismo en un congreso vaciado

Por otro lado, las mociones del Colectivo se referían a un primer cuatrimestre de fantasía, donde no habría deserción y los estudiantes habríamos avanzado en nuestros derechos, y que, continuando en armonía con la gestión y el gobierno, podemos encarar la cursada del segundo cuatrimestre. Buscaron así ocultar su responsabilidad en haber mantenido un centro paralizado que permitió que la gestión avanzara sobre nuestra educación. Además, propusieron una declaración que negaba la desaparición forzada de Facundo Castro al responsabilizar en forma individual el accionar de ciertos policías y encubrir a los responsables políticos de este hecho, el ministro Berni y el gobernador Kicillof. Por último, el Colectivo también se abstuvo de impulsar el proyecto Filo Solidaria, dándole la espalda a las y los trabajadores de la Salud en el momento que hay más contagios y donde la situación en los hospitales es dramática.

Por su parte, el papel del FIT-U fue lamentable. Sin dar explicaciones, dividieron a la izquierda al presentar una declaración política improvisada sobre el problema de la educación, cuyo punto central consistía en presentar un falso debate: que no podemos sostener ningún derecho estudiantil si es a costa de los derechos laborales docentes, apoyando sin decirlo la medida de no toma de finales de AGD. Esta disyuntiva es falsa, por un lado, por dividir de manera tajante entre “estudiantes” y “trabajadores”, cuando muchos estudiantes también trabajan y sufren en carne propia la precarización laboral que afecta a la juventud. La educación es para los estudiantes un esfuerzo enorme y no podemos tomar una posición como agrupaciones estudiantiles que desmerezca este esfuerzo y sea indiferente a si los alumnos avanzan o no, dejan o no la facultad. Como planteamos desde el ¡Ya Basta! la posición correcta es impulsar medidas que defiendan el derecho a la educación sin afectar los derechos laborales docentes.

Pero lo más grave fue que, frente a las maniobras del Colectivo, que inventó todo tipo de medidas para favorecer su postura, el FIT-U decidió retirarse de la asamblea y abandonar toda pelea política en la misma. Para hacerlo, montó un escándalo basado en que supuestamente no se respetaba el protocolo votado en la asamblea intercarreras de la semana pasada (que proponía que los estudiantes vayamos detrás de la posición de AGD), a pesar de que esta asamblea era 3 veces más grande que la anterior; toda asamblea es soberana y dicho protocolo no fue votado positivamente. Frente a esta situación, irse de la asamblea como hicieron es un error completo que significa dejarle al Colectivo la asamblea servida en bandeja para aprobar cualquier cosa sin oposición. Los debates políticos se deben dar hasta el final, no se pueden abandonar por un capricho. Esto es aún más grave cuando todavía restaban por votar temas importantísimos como la posición del CEFyL sobre la desaparición de Facundo Castro, en donde el Colectivo, ante el abandono del FIT-U, vio facilitada su posibilidad de imponer una posición reaccionaria, que libera de toda responsabilidad al Estado y a los responsables políticos de la desaparición.

Mirá también:  Rebelión educativa | Manuela Castañeira en Crónica

Por el contrario, desde el ¡Ya Basta! rechazamos toda maniobra del Colectivo para favorecer sus posiciones en la asamblea, pero nos negamos rotundamente a entregársela sin más y que la actual conducción pueda ser “dueña” del órgano de debate estudiantil sin ninguna otra voz. Es por eso que nos mantuvimos en la asamblea, como oposición por izquierda frente al Colectivo, dando la pelea por todas las mociones que quedaban y defendiendo una política independiente del gobierno y la gestión, defendiendo los derechos estudiantiles para que ningún pibe se quede afuera, plantándonos por la Aparición con vida ya de Facundo y el castigo a los responsables y por la solidaridad con los trabajadores de la Salud.

El camino que tenemos por delante en Filo es fortalecer un polo de oposición por izquierda a la actual conducción que pueda disputar una orientación en defensa de la educación pública y se plante hasta el final para que todes puedan cursar. En esa perspectiva, te invitamos a participar del Plenario Nacional del ¡Ya Basta! el sábado 15/8.

Print Friendly, PDF & Email

Colaborá con la izquierda


Nuestra actividad se mantiene con el aporte solidario de los trabajadores, las mujeres y la juventud.

Suscribite para que podamos seguirte brindando la mejor información y análisis.

Me quiero suscribir




Recomendadas

Rebelión Antirracista en EEUU

Lectura recomendada

Deutscherismo y estalinismo

“Para que el concepto de la personalidad adquiera un sentido real y el desdeñoso concepto de las ‘masas’ deje de ser una antítesis que se alza ante la idea filosófica privilegiada de la ‘personalidad’, es necesario que las propias masas conquisten por sí mismas una etapa históricamente más elevada por medio de la palanca de la revolución o, mejor dicho, de una serie de revoluciones” (León Trotsky, Mi vida). El 80° aniversario del asesinato de León Trotsky es una oportunidad para volver sobre su vida y su obra, así como sobre el balance de la c...

Trabajadores

Las Rojas

Últimas noticias

DEJAR UN COMENTARIO

Ingresar comentario
Ingrese su nombre