Un debate necesario

Megaminería: Un proyecto de ley redactado entre cuatro paredes

El día 22 de marzo, Día Mundial del Agua, el diputado nacional por el PTS-FITU, Nicolás del Caño, presentó un Proyecto de Ley para la “Prohibición del uso de sustancias químicas contaminantes en la megaminería metalífera y la minería cielo abierto”.

Héctor "Chino" Héberling y Belén McClellan

Lo preocupante es que en la redacción de los artículos no hay protagonismo de los espacios asamblearios y de lucha que hoy están en una cruzada de vida o muerte contra la megaminería en Chubut y otras regiones, pero está firmado por la diputada del Frente de Todos Alcira Figueroa.

La explotación megaminera viene estando en el centro del debate político, no sólo por la ofensiva del gobierno en ese terreno, sino también por las inmensas movilizaciones del pueblo de Chubut de los últimos meses.

La apuesta estratégica al extraccionismo megaminero por parte del gobierno nacional tiene múltiples expresiones. La más reciente es “El Plan de Desarrollo Productivo” o Ley 128/20 de Fernández y Arcioni, que busca re-zonificar los departamentos de Gastre y Telsen en la provincia de Chubut para que empresas canadienses como la Pan American Silver desarrollen la megaminería a cielo abierto, a pesar de la prohibición establecida por la Ley XVII N°68 conquistada con la movilización y la lucha en las calles. La política ecocida de Fernández y Arcioni se chocó con la lucha intransigente del pueblo chubutense que impidió la sanción de la 128/20 a fuerza de movilizaciones y resistencia a la represión. Incluso los incendios de más de 5.000 hectáreas que arrasaron con las casas de miles de pobladores, y la vida de tres de ellos en la Comarca Andina, son un episodio más de la guerra que declaró el lobby minero al “NO ES NO” del pueblo chubutense.

Es menester que las organizaciones de izquierda apoyemos la inmensa lucha del pueblo de Chubut que lleva décadas de movilización contra la megaminería. Sin embargo, para empujar la organización desde abajo y la lucha colectiva la cuestión del método, de “cómo” llevar a la práctica nuestro apoyo es primordial.

Mirá también:  Hoy: Movilización internacional por el Amazonas

Del Caño lo redactó, Figueroa lo firmó. ¿Y los movimientos de lucha qué dijeron?
Presentar un proyecto de ley que recoja los reclamos de abajo es la tarea de un diputado de izquierda, pero esto no puede redundar en una mera declaración de principios de que el Proyecto de ley está “inspirado en sus luchas”. Es necesario que un proyecto de ley que se jacta de ir contra la megaminería esté al servicio de la lucha del pueblo de Esquel (Chubut), Andalgalá (Catamarca), Jáchal y Calingasta (San Juan), Famatina (La Rioja) y de todas las puebladas que se plantaron contra las transnacionales megamineras a lo largo de los 4.441km de la Cordillera de los Andes y en la Meseta patagónica. Es necesario que la redacción de cada uno de los artículos del proyecto esté abierto al debate y al aporte de los que luchan –como la Unión de Asambleas de Comunidades de Chubut-, que se reflejen los reclamos de los afectados directos.Sin este proceso de apertura y participación la relación se invierte:el proceso de lucha y organización aparece al servicio de que Del Caño presente un Proyecto de Ley ¡Negociado con una parlamentaria integrante del partido que gobierna y que promueve la megaminería como unpilar fundamental de su proyecto económico!

En fin, desde el PTS no realizaron ninguna convocatoria pública a debatir y construir una propuesta con las asambleas de vecinos y pobladores afectados, tampoco convocaron a las agrupaciones ecológicas que peleamos por el medio ambiente y estamos organizadas en la Coordinadora BFS -Basta de Falsas Soluciones-, ni tampoco propusieron el tema en las múltiples reuniones que se hicieron para organizar la marcha del 22 de marzo.

Mirá también:  Lucía Corpacci: una candidata de la megaminería encabeza la lista del Frente de Todos en Catamarca

Y el resultado no puede ser otro que un proyecto “light”, donde a pesar de los correctos fundamentos citados, en la redacción “fría” de los artículos (que es lo que vale) quedan algunos agujeros. Como por ejemplo, no dice una palabra de la megaminería que utiliza el método de extracción por galerías subterráneas, o los que no utilizan sustancias químicas contaminantes como en La Alumbrera, pero consume millones de litros de agua, tampoco prohíbe la “exportación” de concentrados para realizar el proceso de lixiviación en el extranjero. Y lo más llamativo es el “olvido” del programa histórico de la izquierda que plantea la expulsión (y no la “adecuación”) de las empresas multinacionales, estatizando sin pago toda la gran minería, para que haya una producción minera planificada bajo control de los trabajadores y en acuerdo con las comunidades involucradas, que le sirva al país, al pueblo trabajador ya las comunidades, que sea sustentable y que no agreda al medio ambiente.

Print Friendly, PDF & Email

Colaborá con la izquierda


Nuestra actividad se mantiene con el aporte solidario de los trabajadores, las mujeres y la juventud.

Suscribite para que podamos seguirte brindando la mejor información y análisis.

Me quiero suscribir




Recomendadas

Internacional

Lectura recomendada

el capital

El Capital de Marx

El presente artículo es una de las reseñas de Engels del I tomo de «El Capital» con el fin de divulgar las tesis esenciales del libro. Fue originalmente publicado en  «Demokratisches Wochenblatt» («Hebdomadario democrático») , un periódico obrero alemán que se publicó de enero de 1868 a septiembre de 1869, bajo la dirección de Wilhelm Liebknecht. Desempeñó un papel considerable en la creación del Partido Socialdemócrata Obrero de Alemania. Publicamos aquí la primera parte.   Desde que hay en el mundo capitalistas y obreros, no se ha ...

Trabajadores

Las Rojas

Últimas noticias

DEJAR UN COMENTARIO

Ingresar comentario
Ingrese su nombre