Entrevistamos a trabajadoras de la Confitería Boston

Mar del Plata: Otro triunfo en la lucha de la Boston

Los trabajadores de la Confitería Boston, que cumplen 1 año desde la reapertura y ya llevan 2 años de lucha, lograron una victoria más en su pelea frente a los ex dueños de la confitería Boston.



La justicia dictaminó la quiebra con continuidad laboral, lo que implica la separación de los hermanos Lotero como dueños de la empresa y que un síndico se haga cargo de la misma durante los próximos 6 meses.

Luego de haber resistido el vaciamiento de la patronal y las intimidaciones durante más de 2 años, cuando los Lotero querían “recuperar” la confitería con el amedrentamiento policial, el boicot de Camuzzi que les cortó el gas, la falta de pago y de respuestas, hoy siguen peleando por sus derechos. Entrevistamos a Lucía y Carolina, compañeras de la sucursal de Buenos Aires y Belgrano que son parte de esta gran lucha.

Izquierda Web: ¿Cómo reflejan este triunfo?

Lucía: Creo que todavía la lucha no se termina, hay que seguir. Más allá de que estamos trabajando 22 personas, han quedado 70 en la calle; y todavía no cobró nadie. Estamos contentos porque la justicia se dio cuenta, gracias a la jueza Patricia Gumber que siempre nos ha escuchado las veces que hemos ido con Caro a la fiscalía número 9. Era un proceso largo y nosotros estábamos muy impacientes.

Carolina: Son procesos judiciales con los Lotero que hay que esperar, que hay que ver en qué termina. Pero lo importante es eso, que se decretó una quiebra con continuidad laboral, que las persianas pueden seguir levantadas y que seguimos trabajando bajo una administración judicial.

L: Ya llevamos 1 año trabajando con la sindicatura y ellos van a seguir administrando el lugar durante 6 meses más hasta que se venda el negocio en actividad y con sus empleados.

IW: Son 22 compañeros trabajando y más de 70 que están esperando su indemnización, ¿cómo está la relación con los que quedaron afuera?

Mirá también:  Mar del Plata ¡La Boston no se desaloja!

C: A nosotros nos encantaría que se sigan abriendo locales y que podamos estar todos trabajando. Desde que arrancamos, además de quienes participamos en las tomas se han incorporado dos pasteleros y dos compañeras más. Por eso apuntamos a que esto crezca y trabajemos cada vez mejor; ojalá se pueda incorporar más gente.

L: Todavía no pudo cobrar nadie, ni nosotros ni los que quedaron fuera. Por suerte, después de un año de toma, pudimos empezar a trabajar.

IW: Hablando un poco de la toma y el conflicto que derivó en esta (la falta de pago, los sueldos en cuotas, el cierre, etc.), ¿cómo lograron mantener esa fortaleza para lograr resistir y seguir conquistando triunfos?

L: En principio, no fue fácil para nadie. De repente, nos quedamos sin trabajo, sin plata. Al principio fue muy feo y difícil pasar acá los primeros meses; dejar a nuestros hijos en casa y estar acá 24 hs. Tuvimos un psicólogo que nos facilitó el gremio. Pero más allá de esto, hablando entre nosotros y empezando a hacer algo, como fue el famoso café a voluntad. También nos apoyaron mucho algunas agrupaciones, como el Nuevo MAS. Hemos hecho en conjunto el fondo de huelga en el Hospital Regional.

C: Hemos pateado mucho, fue fuerte. Un año de sobrevivir, fue eso. Y más allá de todo, cuando una se caía otra la levantaba, y así íbamos aguantando. No teníamos con que mantener a nuestras familias. Fue muy intenso. Además nos hicimos cargo de la deuda con EDEA de más de $75.000 para poder tener luz en los locales.

L: Además hemos tenido compañeros que les cortaban la luz, el gas; era todo muy rápido y muy feo. Costó pero de a poco nos fuimos volviendo cada vez más fuertes y nos sirvió porque después cuando pasaba algo estábamos todos al pie del cañón peleando por nuestros derechos.

Mirá también:  Lucía Pérez | Congreso del sindicato de judiciales exige la destitución de los jueces Urso, Viñas y Carnevale

IW: Un ejemplo más de lo que sirve la lucha de los trabajadores. Que ahora le han arrancado también una ayuda al Estado.

C: Si no nos hubiésemos organizado, hoy no estaríamos acá. Estamos tan curtidos en esta situación podemos resistir mejor.

IW: En este marco de pandemia y crisis económica, ¿cómo vienen sosteniendo la reapertura?

L: Ahora está muy tranquilo, lamentablemente la gente no tiene trabajo ni plata. No van a venir acá a gastarse en facturas, van a preferir comprarse pan o harina para hacer algo en su casa. Logramos que nos otorguen el ATP y algunos clientes recurrentes. Tenemos un delivery para poder seguir vendiendo.

IW: ¿Qué perspectiva tienen para el futuro? ¿Contemplaron la formación de una cooperativa?

C: Nosotros no descartamos nada. La justicia lo que quiere hacer es que la empresa esté encaminada y trabajando, para que, si aparece un comprador, se venda en marcha. Esto implicaría que cobremos todos lo que se nos debe, tanto los que quedamos trabajando como quienes quedaron fuera.

IW: ¿Algunas palabras finales?

C: Los invitamos a que se acerquen a cualquiera de las sucursales. Estamos muy agradecidos de la gente que siempre ha colaborado mucho y nos alientan.

L: Queremos agradecerles a ustedes, que han estado en las buenas y en las malas, y siempre se han acercado a escucharnos y acompañarnos.

Print Friendly, PDF & Email

Colaborá con la izquierda


Nuestra actividad se mantiene con el aporte solidario de los trabajadores, las mujeres y la juventud.

Suscribite para que podamos seguirte brindando la mejor información y análisis.

Me quiero suscribir




Recomendadas

Rebelión Antirracista en EEUU

Guerra, política y partido a la luz de la rebelión en EEUU

“La historia no funciona de manera tal que en primer lugar se imponen los cimientos, luego crecen las fuerzas productivas, las relaciones de fuerzas necesarias entre las clases se desarrollan, el proletariado se vuelve revolucionario, y luego todo esto se guarda en la hielera y se preserva mientras procede la preparación de un Partido Comunista, de manera que pueda alistarse mientras las ‘condiciones’ esperan y esperan; y luego, cuando esté listo, pueda arremangarse y comenzar a luchar. No, así no funciona la historia. Para la revolución se req...

Trabajadores

Las Rojas

Últimas noticias

DEJAR UN COMENTARIO

Ingresar comentario
Ingrese su nombre