Bajo las órdenes del FMI

Macri suspenderá las “jubilaciones a amas de casa”

Con el objetivo de alcanzar la meta de “déficit cero” el gobierno nacional avanza nuevamente contra el sistema previsional suspendiendo las moratorias a partir del 1° de julio. La medida es pedida por el Fondo Monetario Internacional y ataca directamente a las amas de casa y a los trabajadores precarizados y en negro sin aportes.

Izquierda Web2
Editor en Jefe del portal IzquierdaWeb - Noticias de los trabajadores, las mujeres y la juventud.
Pablo Pérez


En vistas de cumplir con los objetivos del Fondo Monetario Internacional, el gobierno de Cambiemos pone segunda contra el sistema previsional. Ya había dado un primer paso en diciembre de 2018 cuando, represión mediante, aprobó la reforma previsional que modificaba entre otras cosas el monto de las jubilaciones y el mecanismo de aumento de las mismas para que sean los jubilados quienes se pongan al hombro el costeo de la crisis económica. Ahora,  Macri vuelve a la carga suspendiendo a partir de julio las moratorias, es decir, la posibilidad de jubilación a quienes no cuentan con 30 años de aportes.

La medida, solicitada por el FMI, entrará en vigencia el 1° de julio de 2019. Ese mes será el último en el que se acepten solicitudes de moratoria dejando sin garantía jubilatoria a millones de amas de casa y trabajadores en negro, librándolos a su suerte sin amparo alguno del Estado.

El objetivo del gobierno es allanar el terreno antes de las elecciones para hacer el trabajo que demanda el Fondo. En las últimas semanas todas las variantes patronales hicieron pública su nula intención de romper con el organismo de crédito internacional, lo que significa que esta nueva medida será defendida por cualquier variante patronal de recambio que pueda haber después de diciembre. Están todos de acuerdo con que quienes deben pagar los platos rotos de la crisis económica son los trabajadores y las trabajadoras, estén activos o jubilados.

En el marco del duro ajuste que impulsa el gobierno nacional, los jubilados es uno de los sectores más golpeados: los medicamentos aumentan por las nubes y cada vez menos son cubiertos por las obras sociales, la jubilación se desploma por el suelo siendo la mínima de 10400 pesos (inferior a la canasta alimentaria básica) y ahora eliminarán a las amas de casa del sistema previsional.

Mirá también:  La Marrón del Neumático rechaza la "tregua" en Fate

La ley de moratoria previsional fue sancionada en 1995 pero implementada en 2006 y ha alcanzado a casi dos millones de mujeres que nunca tuvieron aporte jubilatorio ya que su trabajo era al interior del hogar sin sueldo ni aporte de ningún tipo. Bajo esta ley cualquier persona que no alcance los 30 años de aporte necesarios para jubilarse podía acceder a una jubilación mínima.

 

El anuncio del gobierno de Cambiemos es un ajuste escandaloso sobre uno de los sectores más empobrecidos de la sociedad y, en un sentido más profundo, es un ataque directo a las mujeres desconociendo su trabajo. Según el INDEC, las mujeres destinan en promedio 6 horas diarias a tareas domésticas sin recibir salario alguno. Ahora, no sólo continuarán de esta forma sino que no podrán acceder a una jubilación librando a millones de mujeres sin posibilidad de percibir un ingreso por toda una vida de trabajo no registrado ni reconocido.

 

Frente a esto, la única forma de alcanzar el 82 por ciento móvil para los jubilados y darle una jubilación digna al conjunto de la clase trabajadora con aportes o sin ellos es rompiendo con el FMI y tomando medidas anticapitalistas para que la crisis la paguen los grandes empresarios y terratenientes y no el pueblo trabajador.

Print Friendly, PDF & Email

DEJAR UN COMENTARIO

Ingresar comentario
Ingrese su nombre