Los números oficiales desmienten a Macri: el empleo y el poder adquisitivo de los trabajadores cayeron durante el 2018

Izquierda Web2
Editor en Jefe del portal IzquierdaWeb - Noticias de los trabajadores, las mujeres y la juventud.


Por Agustín S.

 

En los últimos días se dieron a conocer las estadísticas de salarios y nivel de empleo correspondientes a diciembre de 2018 elaboradas por el INDEC. A contramano del optimista discurso de Macri en el Congreso, los números reflejan la agudización del ajuste que sufren los trabajadores.

Según el INDEC, durante el 2018 el aumento de salarios habría sido de un 30,4% para los trabajadores registrados (en relación de dependencia – monotributistas) y de un 27,1% para los informales (en negro). Contra una inflación del 47,6%, la caída del poder adquisitivo habría sido de un 11,6% para los registrados y de 13,8% para los informales.

Más allá de que para una enorme porción de los trabajadores el aumento salarial del 2018 fue mucho menor al 30%, los números de noviembre y diciembre no parecen ser muy transparentes: “los trabajadores en negro habrían recibido, así, un aumento acumulado del 10,2 por ciento, contra el 4,3 por ciento de los empleados registrados en el sector privado y una inflación (índice de precios al consumidor) del 5,9 por ciento en el mismo período. Es decir, que el año 2018 habría finalizado con una recuperación espectacular en las remuneraciones de los trabajadores no registrados, que habrían aumentado más de 4 puntos por arriba de la inflación. Este repunte no explicado permitió que el índice salarial, que hasta octubre acumulaba apenas 15,4 por ciento de aumento contando desde el inicio de 2018, llegara a fin de año a un crecimiento total del 27,2 por ciento.” [1] Es como mínimo llamativo que se diga que el salario de los trabajadores en negro (el sector más explotado y que no tiene paritarias) le ganó a la inflación en diciembre, cuando el común sentir de la gente fue que cada vez costaba a fin de mes, y que la mesa de fin de año estuvo mucho más flaca que en años anteriores. Pero por más que intenten dibujar algunos puntos en el índice, la caída del poder adquisitivo innegablemente clara y brutal.

Mirá también:  Proyecto de Reforma Laboral al contado o en cuotas

Lo más preocupante es que el nivel de empleo también cayó considerablemente en el 2018: según el Sistema Integrado Provisional Argentino (SIPA) en el año hubo 191.300 despidos[2], 130.000 en el sector privado y 60.000 en el sector público[3]. Así, la cantidad de puestos de trabajo registrados cayó al mismo nivel que en mayo de 2017. Es decir que en estos años, el macrismo no sólo no creó nuevos puestos de trabajo (los famosos 700.000 puestos que tanto nombró Macri) sino que destruyó los ya existentes.

En la industria, el índice de uso de la capacidad instalada cayó 7,4 puntos, quedando en un magro 56,6% sobre la capacidad total[4]; es decir que la industria argentina está produciendo tan sólo la mitad de lo que podría producir. Este dato anticipa que la situación no tenderá a mejorar durante el 2019. La caída en la producción industrial redundará necesariamente en menos puestos de trabajo reales, engrosándose la masa de trabajadores desocupados, lo que permitirá a los empresarios presionar a los ocupados con la amenaza del despido para reducir aún más los salarios. Por más que Macri quiera maquillar su gestión para pilotear el año electoral, tendrá que enfrentarse a un año de cruda crisis económica que anticipa conflictos sociales constantes.

[1] https://www.pagina12.com.ar/178004-cuanto-perdieron-los-salarios-en-2018

[2] https://www.cronista.com/economiapolitica/En-2018-se-perdieron-191.300-empleos-y-el-salario-real-cayo-10-20190227-0047.html

[3] Esto sin tener en cuenta la miríada de trabajadores en negro que pierden sus puestos sin ser registrados.

[4] https://infocielo.com/nota/101477/un-dato-del-indec-advierte-que-el-empleo-continuara-en-caida-durante-el-2019/

Print Friendly, PDF & Email

DEJAR UN COMENTARIO

Ingresar comentario
Ingrese su nombre