Educación

La «vuelta a clases» de Larreta: Flexibilización laboral y riesgo de contagios

Sin consultar ni atender a las y los docentes, sin protocolos reales que garanticen la salud de la comunidad educativa y sin capacitación adecuada para realizar todas las tareas previstas, Larreta lanza esta movida amparado por el gobierno nacional para sacarse la foto con las ecuelas abiertas en pleno pico de la pandemia.

Naty Fierro

Horacio Rodriguez Larreta

Las y los docentes estamos hartos de escuchar el discurso de “la vuelta a clases” ¡estamos dando clases desde principio de año! Con cambios constantes en los esquemas que nos obligan a planificar una y otra vez nuestras clases para adecuarnos a los cambios impuestos desde arriba, rompiéndonos la cabeza para tratar de acompañar individualmente a nuestros alumnos y alumnas que resultan expulsados por la modalidad virtual. Con jornadas laborales hiperflexibilizadas y sin aumentos de salario.

Sin embargo, luego de 6 meses de desoír todos los reclamos que hicimos las y los docentes pidiendo que se garanticen las computadoras y el WiFi libre para alumnos y docentes -que venimos sosteniendo las clases con nuestras computadoras y pagando de nuestros bolsillos la internet-, elementos fundamentales para un acceso equitativo a la educación virtual; el viernes pasado, víspera del fin de semana largo, las y los docentes de CABA nos “desayunamos” la noticia de que este martes comenzaba el plan de revinculación de los alumnos de los últimos años de los niveles primario y secundario.

Sin comunicación oficial ni un espacio de consulta con los cuerpos docentes de las escuelas, y con un protocolo que hace agua por todos lados, el gobierno de Larreta, avalado por el Ministro de Educación de la Nación, Nicolás Trotta, pretende solucionar los problemas pedagógicos que se presentaron durante la cuarentena forzando a las y los alumnos y de séptimo grado y quinto o sexto año a que vuelvan a las escuelas y, con ellos, a las y los docentes.

Pero en realidad se trata de una maniobra mediática para hacerse pasar por abanderados de la educación pública mientras no movieron un dedo en lo que va de la cuarentena. La farsa sale a la luz cuando el protocolo establece que los grupos de alumnos serán reducidos a no más de 10 personas contando al docente y no se cruzarán entre sí para poder generar “burbujas” y aislar a los grupos en caso de contagios; además, el o la docente a cargo de cada grupo será seleccionada por la institución por lo que no se garantiza que las y los alumnos se encuentren con sus compañeros y compañeras ni con sus docentes. Esto sin contar que, al no ser actividades pedagógicas, las clases seguirán sosteniéndose en la virtualidad, en las mismas condiciones que hasta ahora.

Mirá también:  CABA: convocatoria docente contra el ajuste de Larreta

Una payasada que comenzó en el día martes con la apertura de las escuelas técnicas y el circo mediático patético de dos adolescentes siendo asediados por periodistas y manifestando su temor a contagiarse por el exceso de gente presente, y planean continuar el próximo lunes 19 con la apertura de las escuelas medias.

Optativo para algunos, obligatorio para los precarizados

El protocolo de Larreta establece que la asistencia a las actividades propuestas es electiva tanto para las y los alumnos como para las y los docentes de la institución. Por lo tanto, las conducciones de las instituciones tienen tiempo hasta el viernes 16 para relevar cuántos alumnos y docentes desean participar, informar a las autoridades y que éstas entreguen los elementos de higiene y seguridad previstos en el protocolo el lunes 19. Sin nos guiamos por los elementos de seguridad e higiene que -se supone- proveyeron para las entregas de las viandas, ya podemos imaginarnos cómo serán las condiciones sanitarias en las que se llevará a cabo la actividad.

Pero, si es opcional, ¿no basta entonces con que las y los docentes nos opongamos a asistir? La respuesta es no, si ningún docente acepta participar, pero al menos un alumno o alumna desea asistir, el puesto de coordinador del grupo serpa ocupado por docentes de los programas Escuela Abierta y Jornada Extendida. Trabajadores docentes contratados, híperprecarizados, que el gobierno ha utilizado para las más variadas actividades desde el comienzo de la cuarentena, entre ellas la asistencia obligatoria a los dispositivos de testeo de Covid-19 en los barrios.

Así, a las apuradas, sin consultar ni atender a las y los docentes, sin protocolos reales que garanticen la salud de la comunidad educativa y sin capacitación adecuada para realizar todas las tareas previstas -se pretende, por ejemplo, que un docente sea el encargado de controlar la temperatura y los síntomas de las personas que asistan a las escuelas y tome decisiones de carácter sanitario como llamar o no al SAME-. Larreta lanza esta movida amparado por el gobierno nacional para sacarse la foto con las ecuelas abiertas en pleno pico de la pandemia.

Mirá también:  Manuela Castañeira: "que ningún estudiante se quede afuera"

Mientras los grandes gremios se lavan las manos o simplemente acuerdan con el gobierno, la bronca por abajo crece y se escucha en muchas asambleas la preocupación por el fracaso de la educación virtual que expulsó a más de 6000 chicos y chicas (según cifras oficiales) y la incertidumbre de no saber hasta cuándo vamos a seguir así. Sin embargo, estamos de acuerdo en que las condiciones no están dadas para una vuelta a la presencialidad.

Por eso desde la Carlos Fuentealba planteamos que las y los docentes tenemos que pelear para que se garanticen computadoras y WiFi para alumnos y docentes para que puedan terminarse las clases de manera virtual y, al mismo tiempo, encabezar una lucha para arrancarle al gobierno de Larreta un presupuesto educativo que permita realizar obras de infraestructura en los colegios, contratar a más docentes para poder desdoblar cursos y aumentar la planta de auxiliares de las escuelas.

Sólo si conquistamos estas condiciones podemos pensar en el retorno a la presencialidad cuando haya pasado el pico de la pandemia sin arriesgar nuestra salud y la de nuestros alumnos.

Print Friendly, PDF & Email

Colaborá con la izquierda


Nuestra actividad se mantiene con el aporte solidario de los trabajadores, las mujeres y la juventud.

Suscribite para que podamos seguirte brindando la mejor información y análisis.

Me quiero suscribir




Recomendadas

Internacional

Lectura recomendada

¿Desgaste o lucha?

Edicions Internacionals Sedov germinal_1917@yahoo.es Valencia, julio de 2018 (“Ermattung oder Kampf?” Die Neue Zeit, año XXVIII, volumen 2, 1910) I Debido al trabajo de agitación oral al que tuve que dedicarme, respondo con bastante retraso al camarada Kautsky, Pero si mi artículo acerca de la huelga de masas y mi trabajo agitativo de abril no hubiesen conseguido nada más que abrir el partido a una discusión profunda sobre los problemas de táctica, y lograr también que la prohibición de la discusión sobre la huelga de masas se rompa ...

Trabajadores

Las Rojas

Últimas noticias

DEJAR UN COMENTARIO

Ingresar comentario
Ingrese su nombre