La Plata | A 42 años de la Noche de los Lápices

Macri no se aguanta más, las burocrateadas no ayudan

Izquierda Web2
Editor en Jefe del portal IzquierdaWeb - Noticias de los trabajadores, las mujeres y la juventud.

En el día de ayer se llevó adelante, en la ciudad de La Plata, la movilización por el 42º aniversario de la Noche de los Lápices. Los estudiantes secundarios fuimos sus organizadores y protagonistas, llevando adelante distintos debates respecto a la situación nacional actual y sobre qué significa conmemorar hoy a los compañeros caídos en manos de la dictadura genocida, que lucharon hasta el último minuto para transformar esta sociedad de raíz.

Este aniversario se da en una situación en la que el gobierno de Macri se está jugando con todo a hacer pasar su ajuste sobre los trabajadores y demás sectores populares. Venimos sufriendo diversos ataques, ya sea en los lugares de trabajo, o más puntualmente, en nuestros colegios, en los que, producto del macrismo, las pésimas condiciones que ya veníamos sufriendo, se profundizaron. A tal punto que en Moreno el ajuste se cobró la vida de Sandra y Rubén, dos trabajadores de la educación, que fueron víctimas de la desidia del Estado, cuando su colegio explotó, producto de una pérdida de gas.

Despidos, ajuste, desinversión, empeoramiento de las condiciones de vida, aborto ilegal, más policías, todo esto es el macrismo. Pero frente a todos estos ataques, los trabajadores y los estudiantes nos estamos poniendo de pie, como también supo hacerlo el movimiento de mujeres el 8A: le estamos dando pelea a este gobierno, estamos poniendo en cuestión su derecho a seguir gobernando. Desde la lucha de los trabajadores del Astillero Río Santiago, pasando por las facultades que se están tomando a lo largo y ancho del país, para llegar a un movimiento estudiantil secundario que empieza a dar sus primeros pasos en la lucha contra este gobierno, para defender la educación pública.

Es en este contexto que se da la marcha a los 42 años de La Noche de los Lápices, para la cual se planteó que la movilización sea en conjunto, es decir, de todas las coordinadoras secundarias, pero con documentos separados. En este sentido, la política de la UES (kirchnerismo) no fue la de cuestionar al gobierno de Macri: se expresó en todo momento en favor de cuidar la gobernabilidad del gobierno y esperar tranquilos al 2019. A la par de este posicionamiento anti lucha, que implica la entrega en bandeja de los sectores populares al ajuste de Macri, intentaron invisibilizar a la CEB (Coordinadora de Estudiantes de Base), aparateando todo el acto, rompiendo en los hechos el acuerdo de que sea una instancia paritaria.

Desde Tinta Roja participamos de todas las instancias de reunión y toma de decisiones referidas a la marcha, que se dieron en el espacio de la Coordinadora de Estudiantes de Base, planteando, en primer lugar, la importancia de llenar ese espacio de estudiantes independientes de todos los colegios de la ciudad. Entendemos que la Coordinadora debe cumplir un rol respecto a la politización de los estudiantes, y que para esto, debemos abrir el espacio a todos los pibes y pibas que se quieran organizar o tengan inquietudes, más allá de que su centro de estudiantes participe en la CEB o no. Porque estamos en un momento político donde es más que importante tener en claro por qué peleamos y quiénes son nuestros enemigos y nuestros aliados. En sintonía con esto, desde Tinta Roja fuimos muy claros de que la lucha es contra el gobierno de Macri, y que no vamos a poder lograr ninguna conquista parcial si no ponemos en cuestión la legitimidad de este gobierno de ricos para ricos.

Después de largos debates, se logró reflejar esta posición en el documento común de la CEB. No así en la bandera de arrastre que encabezaría la marcha, en la que desde Tinta discutimos para que en la misma se nombrara a Macri y encontramos la más fuerte oposición en el PTS, quienes están tajantemente en contra de echar a Macri con la movilización. Ridículo y escandaloso, este partido actuó una vez más tirando para atrás el debate político contra el gobierno. Pero esto no fue todo.

Luego de llegar con las columnas de la movilización al escenario instalado en Obras Públicas, abrimos el debate de que debíamos subir todos al escenario, más allá de que se hubiese acordado que sólo una persona leyera el documento (a lo cual en su momento también nos opusimos). Dimos la discusión de que todos los que formamos el espacio de la coordinadora teníamos que estar arriba del escenario mientras se leyera el documento, porque es lo más democrático y porque así se manejan los espacios que integran varias corrientes. Frente a la negativa de toda la coordinadora, finalmente sube la compañera que había salido sorteada para hacer lectura del documento, perteneciente al PTS.

En un acto insólito, nunca antes visto, la compañera comenzó la lectura de un documento que no era el que se había acordado. Realizó la lectura de un documento redactado por el PTS, pasando por encima de lo que se había resuelto democráticamente, luego de largos debates. Aquí debemos detenernos un poco, para que se entienda realmente el carácter de esta acción y las consecuencias que trajo luego, en relación al kirchnerismo y Patria Grande.

Como ya venimos diciendo en otras notas, es lamentable el rol que está asumiendo últimamente el PTS en las luchas. Este partido está jugado completamente a no cuestionar la gobernabilidad de gobierno. Esto es lo que explica acciones como la de la bandera de arrastre, donde se negaron a denunciar a Macri, porque no quieren que se vaya, porque según ellos “vuelve Cristina”. Y esto mismo vienen demostrando también a nivel universitario en todo el país, posicionándose en contra de la radicalización el movimiento estudiantil[1].

Pero con esta última acción dieron un paso mucho más allá. Robar un documento en un acto por compañeros desaparecidos, aplastando lo que se había construído desde la democracia de las bases, es criminal, es una práctica propia de una burocracia estudiantil.

Y esto no fue sólo un problema es sí mismo, sino que revirtió en algún punto el buen despliegue que tuvimos como columna durante la marcha, siendo los más activos, estando a la ofensiva, y con la participación de decenas de centros de estudiantes de las escuelas de la ciudad. Pasamos de esto a que el kirchnerismo tomara aire y agitara contra la izquierda, acompañado por Patria Grande; mientras desde la coordinadora, en vez de haber estado cantando con los compañeros que vinieron desde las facultades tomadas, nos tuvimos que dedicar a resolver lo que había pasado. Todo el acto giró hacia una posición anti izquierda, por la intervención del PTS. De esto supieron aprovecharse muy bien el kirchnerismo, de un modo más visible, y Patria Grande, por abajo, hablando pestes del “trotskismo”, tildándonos de “gorilas”. Las mismas organizaciones que a nivel nacional son una barrera de contención para que la gente salga a luchar, y que ahora directamente negocian con el gobierno (como es el caso del presupuesto 2019), se pudieron aprovechar de la burocrateada del PTS para salir a pegarle a la izquierda, que es la única que verdaderamente se planta y está dispuesta a pelear hasta el final contra Macri.

Es por esto que nos parece importante repudiar el accionar criminal que tuvo el PTS en la marcha, intentando imponer por la fuerza, de manera burocrática, lo que no pudo conquistar mediante el debate político, generando que corrientes que están jugadas a garantizarle a Macri la gobernabilidad (kirchenrismo – PG), pudieran salir gratuitamente a atacar a la izquierda.

Y en este sentido, reafirmamos que hoy la lucha es para sacar a Macri del gobierno. No se puede esperar al 2019, porque el ajuste y los despidos son ahora, y porque ninguna conquista parcial podrá ser ganada y sostenida si este gobierno sigue en el poder. Apostamos por una salida desde abajo, con la unidad obrero – estudiantil, donde seamos nosotros los que tomemos las decisiones que marquen el rumbo de esta sociedad.

¡Fortalezcamos los espacios independientes que se plantan contra el gobierno!

¡No permitamos más accionares que vayan en contra de los métodos de los estudiantes y los luchadores!

¡Adelante compañeros! ¡la lucha es ahora!

 

Tinta Roja – La Plata

[1] Fabrizio, Renzo (13/09/2018) “Un debate con el kirchnerismo y el FIT. ‘Muros de contención de la lucha estudiantil’.” Socialismo o Barbarie. Página 10.

Print Friendly, PDF & Email

DEJAR UN COMENTARIO

Ingresar comentario
Ingrese su nombre