Gran victoria de La Izquierda al Frente en una elección corrida a la izquierda



En Filosofía y Letras de la UBA vuelve a imponerse el frente integrado por el Nuevo MAS y el FIT –

 

En la madrugada del pasado sábado 29/10 se dieron a conocer los resultados de las elecciones estudiantiles en la Facultad de Filosofía y Letras de la UBA, donde La Izquierda al Frente (Nuevo MAS-FIT) revalidó la conducción del CEFyL imponiéndose con el 40% de los votos frente a El Colectivo (frente electoral que responde a la decana Morgade, conformado por el kirchnerismo y La Mella), que quedó en un 33%. En el marco de esta elección polarizada, mucho más atrás quedaron las demás fuerzas, La Mariátegui (7,8%), Lista 5 (La Dignidad-Cauce, 6,4%) y otras. Asimismo, también se votaban representantes estudiantiles en las Juntas de Carreras, donde se vio un crecimiento sustancial de la izquierda, haciendo retroceder a La Mella y el kirchnerismo, que en la mayoría de las carreras se presentaron separados.

Una elección hacia la izquierda

El primer dato de la elección es que ha sido la que estuvo más corrida hacia la izquierda de toda la UBA, tanto por los resultados como por la discusión. Con respecto a los números, el 40% en centro consolidó a la izquierda como la principal fuerza de la facultad, logrando defender la independencia política del CEFyL frente al gobierno y la gestión de la facultad. A su vez, La Izquierda al Frente revalidó la mayoría estudiantil en Historia con un aplastante 46%, conquistó las minorías de Filosofía y Letras (carrera donde la mayoría corresponde a otra agrupación de La Izquierda al Frente) y estuvo a muy pocos votos de lograr la minoría en Antropología (donde La Mella, que tenía la mayoría, se desplomó al cuarto lugar y una agrupación independiente de la gestión logró la mayoría, aunque con un discurso antipartido). De conjunto, se verificó un retroceso de las fuerzas que responden al decanato: en centro, el kirchnerismo sólo logró sumar la mitad de los votos de La Mella del año pasado, y en carreras perdieron buena parte del peso que tenían, notándose en especial el derrumbe de La Mella, que quedó casi sin representaciones.

Con respecto a las discusiones, fue significativo lo politizado del debate que se desarrolló. En primer lugar, verificamos en la enorme mayoría del estudiantado una reivindicación del proceso de la Rebelión Educativa de mayo, la toma con clases públicas y la multitudinaria movilización, con el CEFyL dando el puntapié inicial. En este escenario, El Colectivo tuvo que ensayar un discurso que lo despegara de la gestión de la facultad y lo hiciera parte de los procesos de lucha, mintiendo descaradamente, ya que forman parte del mismo espacio político al que pertenece la decana y estuvieron en contra de tomar la facultad. Por otra parte, El Colectivo se aprovechó de los errores políticos cometidos por el FIT durante este año, desde la negativa del Partido Obrero a repudiar el intento de detención de Hebe de Bonafini al boicot del PTS a la Marcha Federal, para igualar al CEFyL con la orientación sectaria y divisionista del FIT. Sin embargo, en cada caso el CEFyL tuvo una posición distinta: repudió los ataques del macrismo a los derechos humanos e impulsó la más amplia unidad de acción para derrotar a Macri, gracias a la intervención que, desde la vicepresidencia del CEFyL, llevamos adelante.

Mirá también:  Se lanza el nuevo Frente de la Izquierda Socialista

Un CEFyL independiente y activo

Desde ¡Ya Basta!-Nuevo MAS desarrollamos una enorme campaña para fortalecer al CEFyL, manteniendo su independencia política respecto de la gestión y dándole un carácter activo para enfrentar al macrismo. Es por eso que, en primer lugar, explicamos a todos los estudiantes que El Colectivo era la lista de las autoridades de la facultad. A su vez, retomamos la experiencia de la Rebelión Educativa, con la toma con clases públicas de mayo, de la que fuimos los impulsores a pesar del conservadurismo del FIT. Este es el modelo de centro de estudiantes que defendemos, un centro activo que se jugó peleando en unidad con los docentes y no docentes, llevando adelante asambleas de más de 700 compañeros, y logrando un hecho político al impulsar la primer toma bajo el gobierno de Macri, que le dio visibilidad nacional al conflicto, permitió extenderlo a más facultades y confluir en la enorme movilización del 12 de mayo por el presupuesto. A su vez, en la campaña defendimos un CEFyL que pelee por los derechos de las mujeres, como hicimos con la lucha para echar del cargo a Dante Palma, docente abusador, encubierto por la gestión de la facultad, que luego de la movilización de estudiantes y el movimiento de mujeres en Filo, conquistamos que no estuviera más al frente de un aula. Esta campaña la llevamos adelante junto a compañeros independientes, que se sumaron a lo largo de todo el año a estas luchas, y que se jugaron en estas elecciones a dar la pelea por fortalecer esta perspectiva.

Por último, también estuvimos peleando por conquistar representaciones estudiantiles independientes de los directores en cada carrera, que se planten por la defensa de nuestras condiciones de cursada, por la defensa y ampliación de las cátedras paralelas y materias optativas, por el salario docente, por el financiamiento de los viajes académicos, llamando a la movilización de todos los estudiantes para conseguir nuestras reivindicaciones. En las carreras, tradicional punto de apoyo del kirchnerismo y La Mella, logramos trasladar la discusión de centro de estudiantes, con la pelea por la independencia de la gestión, lo que permitió conquistar el gran avance de la izquierda en este terreno. Esto dio frutos en las nuevas oportunidades que se abren con el gran resultado en Historia (donde tendremos una consejera), con el avance en Antropología (donde encabezamos la lista del frente y quedamos a muy pocos votos de desplazar al kirchnerismo del segundo puesto) y nuestro incipiente desarrollo en Letras y en Filosofía, (donde comenzamos nuestro trabajo este año y La Izquierda al Frente consiguió representantes por la minoría).

Mirá también:  UBA: En medio del pico de contagios, el decano de psicología pide levantar la cuarentena

Los desafíos

Con la derrota propinada a la gestión de la facultad, se abre de cara al año que viene una nueva serie de desafíos. En las últimas semanas, se dio el recorte al presupuesto de Ciencia y Técnica de parte del gobierno y está claro que los ataques a la educación pública no terminaron con el 0% de aumento de presupuesto de este año. Desde ¡Ya Basta!-Nuevo MAS, vicepresidencia del CEFyL, vamos a seguir construyendo un centro de estudiantes activo, que se ponga en primera línea de la pelea contra el ajuste del macrismo, impulsando la unidad de acción en las calles con todos los sectores en lucha, peleando junto a los trabajadores y al movimiento de mujeres por todos nuestros reclamos. Queremos retomar y profundizar la experiencia de la rebelión educativa para fortalecer el CEFyL. A esta tarea nos jugaremos impulsando la movilización para pararle la mano al gobierno de Macri. ¡Invitamos a los compañeros que militaron esta campaña con nosotros y a quienes compartan esta perspectiva a sumarse a dar esta pelea y organizarse con el Nuevo MAS!

Juan Pablo Pardo – Vicepresidente CEFyL

 

Print Friendly, PDF & Email

Colaborá con la izquierda


Nuestra actividad se mantiene con el aporte solidario de los trabajadores, las mujeres y la juventud.

Suscribite para que podamos seguirte brindando la mejor información y análisis.

Me quiero suscribir




Recomendadas

Internacional

Lectura recomendada

http://izquierdaweb.com/un-relato-apologetico-del-estalinismo/ http://izquierdaweb.com/debate-la-izquierda-revolucionaria-en-la-argentina-y-brasil/ http://izquierdaweb.com/altamira-y-la-revolucion-cubana/ http://izquierdaweb.com/suplemento-a-proposito-de-la-crisis-en-el-po-2/ http://izquierdaweb.com/suplemento-una-vez-mas-la-crisis-del-partido-obrero-2/ http://izquierdaweb.com/deutscherismo-y-estalinismo/

Trabajadores

Las Rojas

Últimas noticias