Nueva etapa de la cuarentena

Fernández y los dirigentes sindicales exponen a las y los trabajadores al contagio

Declaraciones de Manuela Castañeira sobre la nueva etapa de la cuarentena en AMBA y la exposición al contagio de miles de trabajadores que se ven obligados a asistir a sus puestos.

Manuela Castañeira
Referente de la izquierda argentina.


Los anuncios en el Boletín Oficial revelan el doble estándar del oficialismo. Mientras se dice que “se vuelve a una cuarentena estricta para cuidar la salud”, Fernández protege los negocios de los empresarios mandando a toda la clase trabajadora como carne de cañón a las fábricas.

La medida que rige a partir de hoy es una mentira encubierta. Es indignante que, en pleno aumento de la curva de contagios, se obligue a ir a los trabajadores a contagiarse masivamente en las plantas industriales. Es una vergüenza que, mientras las y los trabajadores se exponen al contagio en las fábricas, los dirigentes sindicalistas tradicionales miren para otro lado como siempre, entregando la vida y la salud de la clase trabajadora.

Exigimos que esto se revierta y se deje de exponer la salud de las y los trabajadores implementando suspensiones al 100% y una prohibición férrea de los despidos bajo apercibimiento penal. También es fundamental una renta universal de 50.000$ para que se pueda garantizar la cuarentena.

La vida de las y los trabajadores importa. Priorizar su salud es garantizar que se queden en sus casas, no mandarlos a contagiarse en las fábricas para cuidar las ganancias de los empresarios. En este sentido, también es fundamental que se triplique el presupuesto en salud.

Print Friendly, PDF & Email

Colaborá con la izquierda


Nuestra actividad se mantiene con el aporte solidario de los trabajadores, las mujeres y la juventud.

Suscribite para que podamos seguirte brindando la mejor información y análisis.

Me quiero suscribir




Recomendadas

Rebelión Antirracista en EEUU

Guerra, política y partido a la luz de la rebelión en EEUU

“La historia no funciona de manera tal que en primer lugar se imponen los cimientos, luego crecen las fuerzas productivas, las relaciones de fuerzas necesarias entre las clases se desarrollan, el proletariado se vuelve revolucionario, y luego todo esto se guarda en la hielera y se preserva mientras procede la preparación de un Partido Comunista, de manera que pueda alistarse mientras las ‘condiciones’ esperan y esperan; y luego, cuando esté listo, pueda arremangarse y comenzar a luchar. No, así no funciona la historia. Para la revolución se req...

Trabajadores

Las Rojas

Últimas noticias

DEJAR UN COMENTARIO

Ingresar comentario
Ingrese su nombre