Estafa: El bono miserable paga Impuesto a las Ganancias

Ya son casi dos millones de personas las que pagan el impuesto a las ganancias. La mayoría, trabajadores.

Redaccion
Equipo de redacción del portal IzquierdaWeb.


Uno se sorprendía con la capacidad de la CGT de arrastrarse servilmente ante el gobierno cuando acordaron un 15% de “aumento salarial” en muchos gremios. Uno sabía que la inflación iba a ser más alta, cualquier trabajador lo sabía, la cúpula de la CGT lo sabía… hasta Mauricio Macri tenía la lucidez suficiente para saber que no iba a haber una inflación del 15%. Pero ahora, el “bono de fin de año” pasó de ser una “compensación” que nadie se creía a convertirse lisa y llanamente en una provocación.

La realidad es peor de lo que pudimos expresar en el título. No se trata de que la miseria de 5 mil pesos en dos partes se le vaya a descontar una suma tratándose de trabajadores que ya pagan ganancias. Para sumarle falta de seriedad a las cosas, el bono será contado como parte del salario de miles de trabajadores que no pagaban ganancias. Entonces, quienes tienen un sueldo miserable que no llega al mínimo imponible del impuesto tendrán que pagarlo porque AFIP tendrá en cuenta el bono como parte del salario. Sí: gracias al bono, quien no pagaba ganancias tendrá que hacerlo. “No podría haber provocación mayor” pensará alguno. Pues sí: como es una suma no remunerativa, no se contará para los aportes jubilatorios.

Si el gobierno pusiera en fila a miles de trabajadores, los agarrara de los tobillos y los pusiera cabeza abajo para vaciarles todos los bolsillos los estaría tratando con apenas un poco menos de dignidad que ahora.

El mínimo imponible para un trabajador soltero es de 29.500 pesos. Entonces, alguien que tiene un miserable salario de 27 mil pesos podría pagar ganancias por primera vez gracias a esa generosa oferta conquistada por los jerarcas de la CGT. Podría incluso salir perdiendo algo de su salario original si el descuento del impuesto supera la cuota del bono. Sí: el bono puede implicar, impuesto a las ganancias mediante, que algunos trabajadores paguen menos que antes del bono. Si a la CGT le quedara algo a dignidad (ellos mismos saben que no) debería convocar dos o tres paros generales frente al insulto de esta provocación. Pero no: ni pizca de simulación.

Mirá también:  El kirchnerismo como garante de las ganancias capitalistas

¿Alguien se acuerda de la frase de campaña? “Bajo mi gobierno los trabajadores no pagarán ganancias”. Pues bien: con los sojeros cumplió, con los trabajadores no. Cuando Macri asumió, 1 millón 200 mil personas tributaban ganancias aproximadamente. Hoy, rozan los dos millones. Por semejante fraude debería ser suficiente para darse por insatisfechos con el producto comprado y devolverlo al vendedor.

Print Friendly, PDF & Email

DEJAR UN COMENTARIO

Ingresar comentario
Ingrese su nombre