Créditos UVA

Entregada a los bancos: El gobierno abandona a su suerte a los hipotecados UVA

La "solidaridad" en la que se abanderó el gobierno de Alberto Fernández se pone en evidencia como ajuste a los trabajadores y la clase media para llenarle los bolsillos a los bancos... todavía más.

Izquierda Web2
Editor en Jefe del portal IzquierdaWeb - Noticias de los trabajadores, las mujeres y la juventud.
Marcelo Buitrago



La Ley de “Solidaridad Social y Reactivación Productiva”, que denunciamos desde el primer momento como un brutal ajuste negado insistentemente por el gobierno, estableció con relación a los créditos UVA que:

Artículo 60.- El Banco Central de la República Argentina realizará una evaluación sobre el desempeño y las consecuencias del sistema de préstamos UVA para la adquisición de viviendas y los sistemas de planes de ahorro para la adquisición de vehículos automotor, sus consecuencias sociales y económicas, y estudiará mecanismos para mitigar sus efectos negativos atendiendo al criterio del esfuerzo compartido entre acreedor y deudor.

En recientes declaraciones radiales Fernández dio por terminado el estudio: se trataría de “créditos entre particulares que aceptaron una cláusula y un contrato”.

A manera de justificación, aseguró que el Estado salió al rescate de los hipotecados cuando congeló las cuotas entre agosto 2019 y enero de este año, haciéndose cargo el Estado con un costo de 600 millones de pesos.

Además, para que la cuota no salte de un mes a otro, el Banco Central y el Ministerio de Hábitat acordaron con los bancos un mecanismo para que esos aumentos retrasados se distribuyan durante un año. La financiación le costaría los bancos 1.400 millones y se enmarcaría  en la teoría de «esfuerzo compartido» que fue establecida en la ley de solidaridad social.

Cerró Fernández su intervención afirmando que «Cuando escucho quejarse tan agriamente a los que han sacado créditos, hay que aclarar que son alrededor de 90 mil personas, no son millones. Los quiero llamar a la reflexión, porque entre lo que aportó el Estado y los bancos fueron 2.000 millones para aliviar su situación».

Mirá también:  Rebelión educativa en Neuquén | Mirá los videos

Aquí caben varias reflexiones: si es un contrato entre privados… ¿Por qué fue reglamentado por el Banco Central, impulsado y propagandizado por el Estado?  ¿Por qué se introdujo en la “ley de Solidaridad” estudiar como mitigar sus efectos negativos”?

Tampoco se entiende por qué si el congelamiento se elimina los bancos fueran a perder un importe mayor al originado por el mismo: ¿Quién le hace los números al Presidente?

El pensamiento de fondo es rabiosamente neoliberal. Si los trabajadores reciben aumentos salariales muy menores a la inflación y tienen que pagar créditos para sus viviendas que se ajustan por inflación, es un problema individual: ¿para que firmaste ese contrato? Llevado hasta el final, este razonamiento justifica las ejecuciones hipotecarias. ¿No podes pagar? Dame tu vivienda.

Las determinaciones sociales desaparecen: el crecimiento económico o la recesión, la inflación, la vigencia de las paritarias, la caída del salario real, no jugarían ningún rol; dos individuos (o agentes económicos) libres se enfrentan en el mercado donde se produce el intercambio, cada uno con derechos y obligaciones. Y listo.

Desde un principio alertamos que la política del gobierno del “esfuerzo compartido” era el disfraz de un ajuste sin fin para pagar la deuda. El repudio verbal al neoliberalismo cede paso inevitablemente a las medidas que van para el otro lado. De ahí el reclamo de los “hipotecados UVA”: “Señor Presidente, hemos reflexionado y estamos convencidos que estos créditos indexados, son una estafa. De usted depende tomar una decisión y terminar con esta usura, llevando a la práctica una de sus frases de campaña: ´entre los bancos y la gente, me quedo con la gente’».

Print Friendly, PDF & Email

Colaborá con la izquierda


Nuestra actividad se mantiene con el aporte solidario de los trabajadores, las mujeres y la juventud.

Suscribite para que podamos seguirte brindando la mejor información y análisis.

Me quiero suscribir




DEJAR UN COMENTARIO

Ingresar comentario
Ingrese su nombre