Situación de los trabajadores

El salario real es el más bajo de los últimos 18 años

Según datos publicados por el estudio Broda el salario real de unos 5,7 millones de trabajadores privados registrados en el país es el más bajo de los últimos 18 años. Se trata del peor momento en relación al poder de compra de los mismos desde el año 2008.



Nos toca arrancar la semana con un dato que, de alguna forma viene a confirmar una realidad que muchas/os laburantes viven -sufren- en carne propia. Según datos publicados por el estudio Broda el salario real de unos 5,7 millones de trabajadores privados registrados en el país es el más bajo de los últimos 18 años. Se trata del peor momento en relación al poder de compra de los mismos desde el año 2008.

Según un relevamiento realizado por el Grupo de Estudios de la Realidad Económica y Social (GERES) en los meses de enero hasta abril de este año «el salario real registró una reducción promedio del 6,6 por ciento respecto de igual período de 2020, habiendo retrocedido en dicho lapso hasta niveles de 2008»

El panorama de la clase que vive de su trabajo con salarios de miseria no estaría completo sino consideramos el enorme peso y crecimiento del sector informal. En un estudio reciente del Instituto Argentino de Análisis Fiscal (IARAF) se afirma que desde 2018 «en el contexto de la crisis, el sector más perjudicado fue el privado no registrado (informales) con una pérdida equivalente a 6,8 salarios en tres años. Esto equivale al 18,9% de su capacidad de consumo en el trienio (6,8/36 meses)».

«Además, el sector público tuvo una pérdida de 4,7 salarios, lo cual equivale al 13,0% de su capacidad de consumo y el sector privado registrado perdió 3,6 salarios, 10,3% de su capacidad de compra», agregaba el informe.

Como parte del contexto -de una pelea que hace rato vienen perdiendo las y los laburantes ante los precios y los empresarios- debemos recordar que la estimación más optimista habla de que para este 2021 nos espera una inflación superior al 40%. Lejos, muy lejos de aquel 29% estimado por la ley de Presupuesto que impulsó el gobierno a principio de año, el cual se confirma como un claro presupuesto de ajuste que sirvió para pautar una política salarial a la baja.

Mirá también:  Salud: Sobreexigencia laboral en tiempos de pandemia

Desde ya que tal política de topes salariales por debajo de la inflación no se podría haber concretado sin la inestimable ayuda que prestan las  direcciones sindicales traidoras. Tal como se pone en evidencia el férreo respaldo a los gobiernos de turno y, sobre todo a los empresarios, se traduce en su labor de mantener la bronca contenida mientras se hacen pasar esos golpes al bolsillo de las y los laburantes.

A su vez, por más que los funcionarios del gobierno, como lo hizo hace unas horas Santiago Cafiero, jefe de gabinete, declaren que «el compromiso del Presidente es que los salarios le ganen a la inflación este año», todo parece humo e hipocresía pura. Sin ninguna intención seria de concretar esa expresión de deseos, el gobierno anuncia aumentos de tarifas y quitas de subsidios de los servicios, los combustibles y, hasta se atrevió a querer inventar deudas retroactivas para monotribustistas.

Para ir resumiendo si la mayoría de la población vive de un salario que no alcanza, además, en estos tiempos la economía argentina registra el nivel de desempleo más elevado de los últimos 15 años. Tan solo en el último trimestre del año pasado se alcanzaba un 11% de desempleo según el INDEC.

Es año electoral y, entre ajuste más o menos disfrazado, el ruido de una oposición de derecha que le habla a un público entre histérico y agitado por la conspiranoia o el reaccionarismo, la realidad de las y los trabajadores parece no importar más que para echarse culpas y pasarse la pelota.

Por eso, más allá de relatos, versos y posverdades, nos parece oportuno cerrar con una reflexión que realizaba en su discurso Manuela Castañeira en el corte realizado el viernes pasado por distintos sectores de trabajadores en lucha acerca de la importancia que tiene visibilizar los reclamos de los trabajadores en este contexto:

Mirá también:  Francia: Cuando los estudiantes se acercan a los trabajadores

«Es muy importante que en este país, en que el gobierno quiere decir que no pasa nada, ustedes muestren la otra cara de la Argentina. La de los trabajadores, la de la precariedad, la de los salarios bajos.»

Print Friendly, PDF & Email

Colaborá con la izquierda


Nuestra actividad se mantiene con el aporte solidario de los trabajadores, las mujeres y la juventud.

Suscribite para que podamos seguirte brindando la mejor información y análisis.

Me quiero suscribir




Recomendadas

Internacional

Lectura recomendada

Alain Badiou y el marxismo

Entre los intelectuales de izquierda, Badiou ha pasado a ocupar un lugar importante. Siglo XXI editó una conferencia del autor, que dio en el 2016 en el marco del seminario “Lecturas de Marx” en la Ecole Normale Supérieure de París. Este autor francés, que de joven estuvo  ligado a la izquierda (incluso su padre lo estaba) y al marxismo en particular, aporta elementos muy necesarios en la discusión de la rebeldía, la juventud y la izquierda. Frente a los populismos o bonapartismos Breve reseña crítica de la conferencia de Alain Badiou sobre ...

Trabajadores

Las Rojas

Últimas noticias

DEJAR UN COMENTARIO

Ingresar comentario
Ingrese su nombre