Secretaría de Niñez Adolescencia y Familia

Córdoba: SENAF En lucha contra la pandemia, la precarización y la persecución

Entrevistamos a un trabajador de la Secretaría de Niñez, Adolescencia y Familia del Gobierno de la Provincia de Córdoba.



Por motivos de la persecución que están sufriendo, no difundimos su identidad. 

Esta Secretaría cumple la función de protección de derechos de niñas, niños y adolescentes. Aquellxs que sufren la violencia, el maltrato, la desprotección en sus hogares, consecuencias de un sistema económico que genera pobreza, y un sistema patriarcal que también tiene consecuencias en la niñez, se supone que el Estado debe brindar mecanismos de protección y restitución de derechos. La Secretaría cuenta con residencias para aquellxs niñas, niños y adolescentes que deban ser temporalmente retirados de la vivienda familiar, también cuenta con el “Complejo Esperanza” para jóvenes que han tenido conflictos con la ley penal. También es la encargada de tomar las medidas de separación de lxs niñxs y adolescentes de sus hogares. Temas sumamente complejos, que deberían ser prioritarios y tener un presupuesto acorde para el mantenimiento de cada uno de los programas.

Hace tiempo que la Secretaría se encuentra en un proceso de vaciamiento y la desprotección de este enorme sector de la población se agrava cada vez más. El compañero entrevistado, lleva adelante junto a sus compañerxs una pelea contra un Gobierno que muestra en el trato a sus trabajadorxs que tiene decidido no hacer nada por la niñez y adolescencia, desprotegiéndola a niveles altamente alarmantes.

A esto se le suma la grave situación sanitaria en la que se encuentran las distintas dependencias. Hoy por hoy hay jóvenes que viven en residencias que son positivos de COVID-19 y también trabajadoras que denuncian la falta de insumos, entre otros aspectos de exposición.

 

1) ¿Cuál es la situación actual de la Secretaría de Niñez Adolescencia y Familia y sus distintas dependencias en cuanto al aspecto sanitario?

Al día de la fecha en SENAF tenemos cuatro casos positivos de COVID-19, cuatro adolescentes, dos que viven en residencias y dos que viven en el Complejo Esperanza. Más dos trabajadores del Complejo Esperanza. Esto además es un agravante porque el contexto del Complejo es un lugar de encierro con condiciones de insalubridad total en todos sus pabellones. Sufren los cortes de agua por ejemplo, que vienen siendo denunciados por lxs trabajadorxs que lo sufren en la diaria.

Y algo que también es muy complejo dentro de las residencias de SENAF es que lxs chicxs pueden ingresar y salir de las residencias, no los pueden detener porque no están privados de su libertad. Ellos tienen mucha movilidad, a veces se ausentan unos días y vuelven y es imposible hacer un seguimiento adecuado de si han estado o no en situaciones de riesgo y contagio. La única medida es que les toman la temperatura y mojan los pies en lavandina. No hay hisopados en estos casos.

Mirá también:  Córdoba – TODO EL APOYO A LOS TRABAJADORES DE LUZ Y FUERZA

Una vez dentro de la residencia el funcionamiento es el de cualquier casa, como cualquier familia en el que es imposible tener cuidados prácticamente, por el uso del baño, la cocina. Lo cual hace que sea muy complejo poder evitar los contagios tanto para los chicos como para el personal.

 

2) ¿Cuáles fueron los últimos acontecimientos que desencadenaron un nuevo proceso de lucha en la SENAF?

Bueno esto tiene que ver básicamente con los pedidos de mejoras respecto de la precarización que existe para las compañeras monotributistas y becarias de SENAF que arrancaron el año pasado con estos pedidos y tres compañeras fueron despedidas de un modo totalmente autoritario por el Secretario de SENAF Jose Piñero. Este hombre ya tiene un historial con los ex delegados de SENAF con traslados compulsivos y sanciones. Bueno estas tres compañeras fueron despedidas en diciembre y gracias a la presión y las gestiones sindicales que se generaron, conseguimos que las reincorporaran, todas trabajadoras sociales.

Ahora hace poco con la reasignación de profesionales ante la falta de personal, por la licencia sanitaria de COVID, a una de estas trabajadoras que ya había sido despedida en diciembre, se la reasignó al programa de situación de calle y ella solicitó una ART naturalmente porque el trabajo en calle es complejo y tiene múltiples riesgos. Y bueno salió de la reunión, llegó a su casa y su jefa la llamó para decirle que estaba despedida y que no volviera a trabajar. Esto reactivó inmediatamente la lucha.
Al mismo tiempo, el secretario trasladó a nuestra delegada de Penal juvenil, que ella tiene domicilio en Córdoba Capital al lado de la terminal de ómnibus, la trasladó a Malagueño, localidad ubicada en el conurbano de Córdoba y que pertenece a la UDER de Carlos Paz.

A raíz de eso, arrancó este proceso nuevo de lucha que al mismo tiempo tiene esta cuestión de contagios de COVID dentro de Complejo Esperanza y las Residencias que agravan aún más la situación.

 

3) ¿Podrías describir los distintos tipos de precarización laboral que existen en la SENAF?

Dentro de SENAF respecto a la precarización existen cuatro formas de contratación. La planta permanente y el contrato, en el que se tiene pleno uso de derechos tal como está establecido en la Ley 7233 que es el Estatuto del Empleado Público y los contratados, si bien los contratos son anuales gozan de las mismas licencias, vacaciones, etc.

Y después vienen los monotributos y las becas que son las dos formas básicas de contratación que predominó en los últimos dos años, tal como pasa en la Municipalidad y en todas las reparticiones provinciales en donde los monotributos son los cargos, por lo general de profesionales que cobran $22.000, de los cuales les queda de bolsillo alrededor de $19.000 ya que pagan el Monotributo y el Colegio Profesional. Y después están las becarias, que en los últimos años se amplió este modo fraudulento de contratación y en la actualidad hay más de 210 mujeres en su mayoría (porque la mayoría de las precarizadas en SENAF son mujeres) que ganan entre $10.000 y $7700 por mes por veinte horas semanales de trabajo. Por supuesto sin ART y sin obra social.

Mirá también:  Repudiamos el acoso policial a los trabajadores del molino Minetti

 

4) ¿Contanos por último la situación de vaciamiento de la SENAF y cómo la falta de presupuesto y la precarización inciden en que la protección de los derechos de niños, niñas y adolescentes se vean afectados?

Esta es una cuestión manifiesta que se viene dando hace muchos años pero que en los últimos años se ha agravado. La SENAF por ejemplo ahora no contrata gente sino que la terceriza a través de fundaciones, ONGs, como la Morera. Hacen un contrato con el profesional que lejos está de trabajar en la ONG sino que trabaja en funciones propias, permanentes e indelegables de la Secretaría. Nombro estas fundaciones porque ellas se quedan con un porcentaje de este contrato solamente por ofrecer esta triangulación. Esto además va decantando que la amplia base de gente que ha ingresado está altamente precarizada, resiente eso la atención de niñas, niños y adolescentes que nosotrxs debemos proteger. Básicamente al faltar puestos de trabajo y al haber hecho la pandemia que muchxs compañerxs tengan la licencia sanitaria, a esos espacios los está cubriendo ahora desde otros programas. Por ejemplo el Programa de Penal Juvenil que hacen el seguimiento en el Complejo Esperanza, bueno un montón de esas profesionales fueron destinadas para hacer los cuidados de la Residencia Felisa Soaje, que son de servir alimentos, etc. Que no fueron contratadas para eso pero que al no haber personal ni inversión en puestos de trabajo, terminan cubriendo estas funciones, desatendiendo las otras.

Otro ejemplo es el de la línea 102 que no cuenta siquiera con un vehículo para que lxs profesionales salgan a hacer las constataciones y que acumula cientos de casos sin resolver en lo que va del año 2020. Estas son las consecuencias de la falta de inversión dentro de SENAF.

 

5) ¿Algo que quieras agregar?

Si, quisiera agregar que este año el Gobierno de Schiaretti va a gastar ocho millones y  medio en las lucecitas del árbol de navidad. La SENAF mientras tanto no tiene presupuesto. Esa es la navidad de Schiaretti. Nosotrxs seguiremos en la lucha por todos estos reclamos.

Print Friendly, PDF & Email

Colaborá con la izquierda


Nuestra actividad se mantiene con el aporte solidario de los trabajadores, las mujeres y la juventud.

Suscribite para que podamos seguirte brindando la mejor información y análisis.

Me quiero suscribir




Recomendadas

Tensión social en EEUU

Lectura recomendada

¿Desgaste o lucha?

Edicions Internacionals Sedov germinal_1917@yahoo.es Valencia, julio de 2018 (“Ermattung oder Kampf?” Die Neue Zeit, año XXVIII, volumen 2, 1910) I Debido al trabajo de agitación oral al que tuve que dedicarme, respondo con bastante retraso al camarada Kautsky, Pero si mi artículo acerca de la huelga de masas y mi trabajo agitativo de abril no hubiesen conseguido nada más que abrir el partido a una discusión profunda sobre los problemas de táctica, y lograr también que la prohibición de la discusión sobre la huelga de masas se rompa ...

Trabajadores

Las Rojas

Últimas noticias

DEJAR UN COMENTARIO

Ingresar comentario
Ingrese su nombre