Desde su lugar de detención, Emanuel Lázzaro, uno de los cuatro choferes arrestados el pasado 3 de Abril por participar del conflicto de la Línea Este en 2017, escribió una carta abierta en la que habla de sus condiciones de detención y pide que no se abandone la lucha por su libertad.

Preso en la Alcaidía ‘Roberto Pettinato’ en la localidad platense de Lisandro Olmos, Lázzaro -al igual que sus compañeros- está soportando unas condiciones de detención terribles, estando recluído en una celda de 2×2 metros durante 22 horas al día. No sólo eso sino que los cuatro choferes se encuentran repartidos en distintas alcaidías: Mientras que Lázzaro y Pablo Varriano están en la ‘Roberto Pettinatto’, Sebastián Mac Dougall y Luciano Fiocchi están en la Alcaidía N° 2 de La Plata.

Reproducimos a continuación la carta completa escrita por Emanuela Lázzaro:

”                                                                                               La Plata, 22 de Abril de 2019

Al pueblo argentino,

Soy Emanuel Lázzaro, un trabajador, NO SOY UN DELINCUENTE. Estoy detenido, prvado de mi libertad desde el día 3 de Abril de 2019. Hace 19 días que no puedo estar con mi hija Valentina de 3 años y mi esposa Karina. Además de no poder trabajar para llevar el sustento a mi familia cada día.

Desde hace 2 años, cuando me quedé sin trabajo en la Línes ESTE, nunca más pde tener un trabajo en blanco y fijo donde tenga una tranquilidad económica, trabajo de changas y remisero cuando consigo. Y ahora con esta detención ya ni eso me queda.

Quiero con todo esto contar mi triste y desesperante realidad, ala cual no le encontramos aun justificación. Mi detención fue por defender los derechos del trabajador, un baño digno y no trabajar horas en negro.

En este tiempo de detención estuvo varias veces en riesgo mi vida, no duermo y pensé en matarme porque nunca imagine vivr esto y en este lugar cuando simplemente quería mejorar la condición del trabajo. INEXPLICABLE – INJUSTO.

PIDO, RUEGO, IMPLORO no se olviden de mí y mis compañeros.

Emanuel Lázzaro
DNI 37 352 954

Mirá también:  Francia | La huelga general “en chalecos amarillos” desafía al gobierno de Macron

La lucha de los choferes en 2017 paralizó la capital de la Provincia de Buenos Aires durante varios días en una lucha contra una patronal monopólica -del empresario Osmar Corbelli-, que contó con la total complicidad del gobierno del macrista Julio Garro y de la UTA. Las detenciones, dos años después, tienen un claro tinte aleccionador y revanchista contra los trabajadores que luchan por sus derechos.

Desde su detención se inició una intensa campaña exigiendo su libertad. Luego de una exitosa conferencia de prensa el pasado 15 de Abril, los choferes, familiares y organizaciones solidarias llamaron a una movilización que copó el centro de La Plata con más de 3 mil personas.

Eric ‘Tano’ Simonetti, dirigente del Nuevo MAS en La Plata declaró que “esta es la lucha de todos los trabajadores, no podemos permitir que este gobierno encarcele trabajadores por luchar. Tenemos que continuar la campaña en las calles hasta que todos los copañeros estén libres”. Y resaltó la necesidad de que las direcciones sindicales se pongan a la altura: “Este 30 de Abril y 1ero de Mayo, en todos los actos que haya por el paro general y el Día del Trabajador el reclamo por libertad a los choferes tiene que estar en la primera fila”.

Print Friendly, PDF & Email

DEJAR UN COMENTARIO

Ingresar comentario
Ingrese su nombre