ATEN – Una huelga heroica que podía ir por más



Luego de 43 días de paro, culminó la huelga histórica de la docencia neuquina una vez que las asambleas de toda la provincia decidieran aceptar la última propuesta del gobierno, aunque cabe destacar que tuvo un fuerte rechazo en la seccional más importante de capital (donde ganó el rechazo) como también en otras seccionales del interior. El resultado final indica que 2204 asambleístas votaron aceptar y 1550 por el rechazo y la continuidad del plan de lucha.

Sobre el acuerdo firmado…

El acta aceptada contiene una actualización trimestral atada al IPC hasta marzo de 2019, donde los incrementos se aplicarán en los haberes de julio y octubre, y el último ajuste en los haberes de enero de 2019, más una suma en negro de $4000 a pagar en dos veces en los meses de julio y agosto. A su vez, no se descontarían los días de paro del mes de mayo, pero sin que haya nada escrito en el acta que garantice que los días descontados en marzo y abril vayan a ser restituidos, que, dicho sea de paso, significaron en la mayoría de los casos una quita del 30% del salario.

Lo conseguido por la gran lucha docente no era lo que el gobierno del MPN pretendía darle al gremio Aten como, por ejemplo, sí lo hizo con ATE. Pero la negociación que se buscó desde un principio por parte de las conducciones (TEP y Multicolor) de una actualización anual según la medición del IPC, limitó a la gran lucha que libraron los docentes para conseguir un verdadero aumento salarial que cubriera la pérdida de poder adquisitivo frente a una devaluación que se calcula del 35% desde diciembre del año pasado hasta la fecha, con una inflación que hasta hoy se estima en más del 10% y se proyecta en un 30% hasta fin de año.

Mirá también:  Astillero | Ninguna confianza en el acta, sólo con la lucha se garantizará la continuidad del Astillero

En definitiva, dicha actualización trimestral hasta fin de año se estima que podría llevar a un aumento del salario en torno al 18% y del 24% hasta el año próximo. Entendemos que el tope salarial de Macri fue de cerrar paritarias en un 15%, pero no debemos pasar por alto que el acuerdo cerrado por Aten no es retroactivo a enero sino desde el mes de mayo cuando el gobierno decretó un aumento del 6.3%. Por lo tanto, no se puede considerar que el acuerdo económico alcanzado haya sido “un triunfo”, como lo señalan desde el TEP de Guagliardo y también por agrupaciones que componen la Multicolor como la Fucsia (IS) de Angélica Lagunas y Tribuna Docente (PO).

La irrupción desde abajo y el desborde a la burocracia

Sin embargo, hay que destacar que el contexto en el que se desarrolló la huelga docente fue de total aislamiento, principalmente por responsabilidad de las centrales sindicales tanto de CTERA como de la CTA provincial de Quintriqueo que jugó abiertamente a favor del gobierno.

En este sentido, la lucha docente fue ejemplar, porque la base y el activismo dieron todo para que la huelga pudiera triunfar: movilizaciones multitudinarias, bloqueos en casa de gobierno, cortes de ruta, actividades distritales, etc.

El desborde a la burocracia del TEP (que se había jugado mucho antes a levantar la huelga) tuvo como resultado que la base tomó el conflicto definitivamente en sus manos, siendo esto la clave para lograr la masividad y fortaleza que en cada momento de la huelga se necesitó para sostener una dura pelea contra el gobierno.

Mirá también:  La Plata | Nuevo ataque a la ley de Educación Sexual Integral en la Secundaria Nº 8

Por ello la lucha docente supo dar respuesta a los ataques del gobierno, como fue la de organizarse por escuela para enfrentar los descuentos masivos por intermedio de los fondos de huelga; o bien la lucha ejemplar de las maestras que echaron en sus escuelas a los punteros del MPN derrotando de este modo una resolución del gobierno que pretendía poner “tutores” en reemplazo de los huelguistas para quebrar la resistencia de esta histórica huelga. Así fue que se logró sentar nuevamente al gobierno para una mesa de negociación de donde saldría finalmente el acta firmada.

La histórica huelga de los docentes de Aten, deja como saldo una gran experiencia de lucha, que tuvo como uno de sus protagonistas al nuevo activismo que va emergiendo en los sindicatos como Aten, y que desde la Gris Carlos Fuentealba estamos orgullosos de haber sido parte junto a muchos compañeros y compañeras que empiezan a sumarse a construir una alternativa desde abajo al calor de enfrentar el brutal ajuste que busca descargar Macri sobre la espalda del conjunto de la clase trabajadora con la complicidad de los gobernadores y la burocracia sindical. Para todas las peleas que están por venir y en el camino de recuperar los sindicatos en manos de la burocracia, te invitamos a sumarte.

Print Friendly, PDF & Email

DEJAR UN COMENTARIO

Ingresar comentario
Ingrese su nombre