Ni una Menos

Ante la epidemia de femicidios

Una mujer muerta por femicidio cada 23hs. Necesitamos un movimiento feminista independiente.

Izquierda Web2
Editor en Jefe del portal IzquierdaWeb - Noticias de los trabajadores, las mujeres y la juventud.
Carolina F.


Comenzó el 2020 y en sus primeros diez días ya se habían cometido 6 femicidios. En la actualidad, solo dos medes, la cuenta asciende a 63. Esta oleada de femicidios, y la saña y violencia con los que fueron perpetrados, despertaron una enorme conmoción en miles de jóvenes; en especial, el caso de Brenda Micaela Gordillo, quien fue asesinada y calcinada. La repercusión de estos crímenes misóginos llegó incluso a otros países, que comenzaron la semana pasada a manifestarse en las redes sociales. La primera iniciativa, que luego se viralizó, empezó en Facebook, donde la usuaria Denisse Novelo propuso lo siguiente: “Escribe tu nombre en Google junto con la palabra ‘hallada’ y dale ‘buscar’. Por ejemplo ´Denisse hallada´. Y me respondes cómo te fue. El feminismo nos representa a todas”. Así se generó un extenso hilo de tweets que reflejaron varias verdades sobre la situación aberrante y real de los femicidios en la Argentina. Esto empalmó con la iniciativa de las mujeres mexicanas, que a partir del cruento femicidio de Ingrid Escamilla, preparan para el 9M un contundente paro de mujeres bajo el hashtag #UnDíaSinNosotras, responsabilizando al gobierno de AMLO por el desamparo y la falta de justicia que sufren las compañeras a lo largo y ancho del país.

Mientras que para grandes sectores de la sociedad, en especial el movimiento de mujeres y LGTB, esto significa una profunda y sentida exigencia de justicia y de respuesta a un Estado que es cómplice de la violencia machista, en los medios estas mujeres son expuestas y sobreexpuestas constantemente: se muestran sus fotos en ropa interior, se cuestiona si estudiaba o no, si eran una pareja o no y toda la revictimización a la que nos tienen acostumbradas los “periodistas” del patriarcado. Son todos datos que usan para las volverlas quizás hasta victimas dudosas, enfatizando los datos morbosos, mientras el femicida queda impune  y nada se habla de la responsabilidad del Estado y la (in)Justicia patriarcal que los deja en libertad.

Frente a esta verdadera epidemia de femicidios (una mujer muerta cada 23 horas), al gobierno de Alberto Fernández no se le escuchó respuesta. Se ha creado el Ministerio de las Mujeres, Géneros y Diversidad, que no solo carece de presupuesto para llevar adelante políticas reales que combatan la violencia hacia las mujeres ¡Sino que siquiera tiene oficinas! Es un auténtico ministerio fantasma. La ministra Elizabeth Gómez Alcorta, alineada con Patria Grande, declaró que “hay una gran tolerancia social a la violencia” y una “naturalización de la violencia”. Para ella, el problema radica en todxs nosotrxs y no en el Estado, sus funcionarios, su poder Judicial y su gobierno, que absuelven a los violentos y educan en la imounidad, mientras no destinan un sólo peso para combatir la violencia. No se asigna presupuesto para la aplicación de la Educación Sexual Integral y la Ley Micaela, no es más que un curso que les dieron al presidente y a otros nuevos funcionarios. No hay políticas reales que permitan “desnaturalizar” la violencia hacia las mujeres, no hay siquiera proyectos para construir refugios para que las mujeres puedan escapar de la violencia, planes para que accedan a trabajar y no depender económicamente de los violentos: no hay una sola iniciativa concreta, porque toda plata está encauzada en pagar la deuda externa. La necesidad de que el movimiento feminista se posiciones en contra del pago al FMI es imperiosa, porque estas recetas de ajustes atentan contra la resolución de los problemas más acuciantes de lxs trabajadorxs, las mujeres y la juventud; y los crímenes de odio hacia mujeres, trans y travestis son uno de los más acuciantes.

Mirá también:  Mañana | Termina el juicio por el caso de Lucía Pérez, el femicidio que desató el primer paro de mujeres

Pareciera que para el gobierno de Fernández las mujeres y el movimiento LGTB pueden seguir siendo víctimas de la violencia patriarcal, y seguir desamparadas por el Estado, que intenta dar dádivas sin fondos económicos para que sean aunque sea un mísero paliativo, porque decide destinar los recursos del país para pagar una deuda ilegítima. Deuda que, además, pretende pagar en base a ajustar a les trabajadores y tapar bajo la alfombra el calvario contra el que lucha el movimiento de mujeres, a quienes les pide “paciencia y solidaridad” mientras perdemos a una compañera cada 23hs ¿A quién se le ocurre que podemos esperar, cuando el índice de femicidios es tal?

El gobierno no sólo pide paciencia y esquiva su responsabilidad frente a la violencia de género, sino que, además, desconoce el proyecto de Ley por el Aborto Legal de La Campaña: el proyecto discutido desde abajo en asambleas de todo el movimiento de mujeres y LGBT; proyecto que con la lucha en las calles logró conquistar la media sanción en el Congreso en el 2018. Mientras Fernández negocia su propio proyecto con los antiderechos y la Iglesia, aún no sabemos el contenido de su propia ley.

Frente a esta situación, el movimiento de mujeres y LGBT que viene creciendo y llena a la sociedad con la marea verde, debe seguir firme peleando en las calles por sus derechos sin confiar un ápice en los gobiernos de turno, que siempre han dejado impune la violencia machista. Ningún gobierno de este Estado capitalista y patriarcal jamás ha destinado un presupuesto digno por mujer víctima de violencia, y siempre han garantizado que no se aplique la ESI. No puede descansar sobre la creación de un Ministerio fantasma de la Mujer la suerte de las mujeres. Mientras no hay plata para ninguna política real contra la violencia, mientras los acreedores y el imperialismo preparan el robo del siglo al pueblo trabajador y el gobierno pretenda pagarles dólar sobre dólar… ¿Qué podemos esperar de estas ex activistas devenidas en funcionarias? Sólo podemos confiar en nuestra propia fuerza, en la de la marea verde que no sólo conquistó la media sanción sino que, con su poder de movilización y su voluntad inclaudicable, hizo que el mismísimo presidente tenga que dar cuenta de nuestras problemáticas y nuestras peleas.

Mirá también:  Marina Hidalgo Robles en Crónica TV

Por eso, para enfrentar la violencia patriarcal, frenar los femicidios, frenar la impunidad, conseguir justicia por Brenda Micaela y por todes, así como conseguir el aborto legal, es menester seguir organizadas y en las calles de manera independiente a cualquier gobierno y declararse por el no pago al FMI. Si este año le arrancamos al Estado el aborto libre, legal, seguro y gratuito, será un puntapié enorme para lograr todas nuestras conquistas y torcerle el brazo a la Justicia patriarcal y al gobierno que pretende que las mujeres paguemos el ajuste, así sea a costa de nuestras propias vidas.

Este 8 y 9 de marzo, salgamos nuevamente a las calles con toda la fuerza de la marea verde por el aborto legal y contra la violencia. Basta de transtravestifemicidios. Exigimos plata para combatir la violencia, no para el FMI y la destitución de todos los jueces y funcionarios cómplices de los violentos y femicidas.

Print Friendly, PDF & Email

Colaborá con la izquierda


Nuestra actividad se mantiene con el aporte solidario de los trabajadores, las mujeres y la juventud.

Suscribite para que podamos seguirte brindando la mejor información y análisis.

Me quiero suscribir




Recomendadas

Rebelión Antirracista en EEUU

Guerra, política y partido a la luz de la rebelión en EEUU

“La historia no funciona de manera tal que en primer lugar se imponen los cimientos, luego crecen las fuerzas productivas, las relaciones de fuerzas necesarias entre las clases se desarrollan, el proletariado se vuelve revolucionario, y luego todo esto se guarda en la hielera y se preserva mientras procede la preparación de un Partido Comunista, de manera que pueda alistarse mientras las ‘condiciones’ esperan y esperan; y luego, cuando esté listo, pueda arremangarse y comenzar a luchar. No, así no funciona la historia. Para la revolución se req...

Trabajadores

Las Rojas

Últimas noticias

DEJAR UN COMENTARIO

Ingresar comentario
Ingrese su nombre